La Guardia Civil destruye un detonador hallado en la escollera de la Playa de Las Cucharas

Fue localizado por un ciudadano que paseaba con su hijo y observó un orificio de donde salían dos cables

Explosión controlada del detonador hallado en la escollera de la Playa de Las Cucharas

El Grupo Especialista en Desactivación de Artefactos Explosivos (GEDEX) de la Guardia Civil en Lanzarote, apoyado por un guía canino detector de explosivos y agentes del Puesto Principal de Costa Teguise, procedieron el pasado 21 de julio a realizar una explosión controlada de un detonador que se encontraba en el interior de un orificio de la escollera de la Playa de Las Cucharas de Costa Teguise. 

Fue un ciudadano quien, un día antes, sobre las 19:30 horas, llamó al GEDEX del aeropuerto para comunicar que mientras paseaba con su hijo por dicha escollera, había localizado un orificio redondo de donde salían dos cables que podían ser un detonador. 

Orificio donde se encontraba el detonador hallado en la escollera de la Playa de Las Cucharas         

El Equivo de Desactivación de Explosivos se trasladó inmediatamente al lugar, junto con una patrullera del puesto principal de Costa Teguise,  donde tras entrevistarse con la persona que encontró esas rabizas, observaron que en una roca de la escollera había un hueco artificial de donde salían dos cables unifilares de color amarillo y rojo. Sin embargo, ante la falta de luz natural al ser de noche, el GEDEX adoptó las medidas necesarias de seguridad para realizar una explosión controlada a primera hora del día siguiente.

Fue a las 08:00 horas del día 21 de julio cuando el GEDEX, auxiliado por la patrulla de la Guardia Civil del Puesto principal de Costa Teguise y el guía de perros detector de explosivos, realizó una explosión controlada, la cual dio como resultado la destrucción del referido detonador que se encontraba en el orificio.


Origen y/o procedencia del detonador 

Desde la Guardia Civil se señala que este tipo de elementos alojados en rocas y piedras volcánicas se empleaban para realizar voladuras al aire, por lo que se puede determinar que ese detonador se encontraba desde que se realizó la escollera. Además, se indica que suelen aparecer esporádicamente en la isla de Lanzarote. 

Guía canino detector de explosivos         
En caso de localización de algún artefacto de origen militar no explosionado, la Benemérita recomienda no manipularlo e impedir que alguien lo haga; alejarse de la zona donde se encuentra el explosivo; avisar inmediatamente a la Guardia Civil o al cuerpo de seguridad competente o más cercano, o en su defecto al 112; y señalizar la zona y la ubicación del explosivo, manteniéndose a una distancia prudencialy no perdiéndolo de vista para evitar que se acerquen otras personas.
LO MAS LEÍDO