Seis denuncias por robos con violencia y cuatro detenciones en menos de 24 horas en Arrecife

La Policía Nacional sigue investigando algunos de los sucesos registrados entre la noche del martes y la tarde del miércoles, pero en tres de ellos ya ha arrestado a los presuntos autores

Agentes de la Policía Nacional
Agentes de la Policía Nacional

La Policía Nacional recibió seis denuncias y llevó a cabo cuatro detenciones en menos de 24 horas por diversos delitos de robo con violencia en el municipio de Arrecife entre la noche del pasado martes y la tarde del miércoles. Como ya informó La Voz de Lanzarote, una de las detenciones se produjo en la calle León y Castillo de Arrecife, y el joven está acusado de hurtos, amenazas y lesiones.

Respecto a los otros tres detenidos del miércoles, los dos primeros fueron interceptados en el Charco de San Ginés por los agentes de la Policía Nacional. Ambos son de origen magrebí y se les imputa un robo con violencia en la noche del martes.

El último de los detenidos a lo largo del miércoles fue otro varón marroquí, sobre el que pesaba una reclamación judicial por un cargo de robo con violencia.

A éstas ya resueltas se suman otras tres denuncias recibidas en la Policía Nacional en el mismo periodo de 24 horas. Una de ellas fue la interpuesta por la agresión a una mujer por parte de dos hombres cuando fueron sorprendidos robando en su vivienda, de la que ya informó este jueves La Voz, y las otras dos corresponden también a robos con violencia.

La primera de ellas se presentó en la mañana del miércoles, cuando una persona denunció que un hombre le colocó “un objeto punzante” en la espalda, para así amedrentarlo y robarle sus pertenencias. Esto ocurrió en la Avenida César Manrique de Arrecife, y por el momento no se ha detenido al agresor.

Por último, ya en la tarde del miércoles, una persona de origen magrebí denunció que dos hombres, también de origen marroquí, le habían agredido para intentar robarle sus pertenencias. Según el parte de lesiones, el denunciante sufrió un neumotórax y tuvo que acudir a un centro sanitario. En este caso, la Policía Nacional no ha conseguido aún detener a los responsables.

LO MAS LEÍDO