La plaga de cochinilla mexicana que afecta a la isla no está controlada y será "muy difícil" de controlar

"Aquellas tuneras que no reciban cuidados o que estén abandonadas, esta plaga terminará por destruirlas", advierte el Gobierno de Canarias, que hace un llamamiento a los agricultores para que las mantengan "en buen estado"

Tuneras de Guatiza afectadas por la cochinilla mexicana
Tuneras de Guatiza afectadas por la cochinilla mexicana

La plaga de cochinilla mexicana que, desde hace meses, está afectando a las tuneras de Guatiza y Mala no está controlada y, según afirman desde el Gobierno de Canarias, sera "muy difícil" de controlar. Además, la misma ya ha afectado al Jardín de Cactus, aunque en este caso solo lo ha hecho "minímamente". "Por el momento no hay nada por lo que asustarse", ha afirmado por su parte el consejero delegado de los Centros Turísticos, Benjamín Perdomo. 

No obstante, con respecto a la situación de la cochinilla mexicana en la isla, desde el Servicio de Sanidad Vegetal de la Dirección General Agricultura del ejecutivo regional han advertido que "aquellas tuneras que no reciban cuidados o que estén abandonadas, esta plaga terminará por destruirlas".

Según han explicado desde este departamento del Gobierno canario, la primera vez que se detectó una plaga de cochinilla mexicana en Canarias fue "en el año 2010 en La Palma, aunque a fecha de hoy también se encuentra en Tenerife y Lanzarote sin que se haya logrado controlar "en ninguna de las islas afectadas". 

"La tunera, en muchas zonas de las Islas Canarias, no es un cultivo al uso. Suelen crecer y desarrollarse en laderas de barrancos y en zonas con una accesibilidad limitada, por lo que en control de la plaga, en estos casos, es muy difícil", han apuntado desde el Ejecutivo regional. No obstante, desde el Servicio de Sanidad Vegetal han afirmado que "en aquellas tuneras que reciban los cuidados recomendados, la probabilidad de supervivencia es prácticamente del 100%". 

 

Llamamiento a la ciudadanía

Así, desde el Ejecutivo regional se insiste en la importancia de "cuidar" las tuneras y de que los dueños que las tengan cultivadas las mantengan "en un buen estado fitosanitario". Asimismo, se señala que "es importante la colaboración ciudadana para que evite el traslado de material vegetal ". 

Y es que, aunque se desconoce cómo pudo llegar la cochinilla a Canarias y a Lanzarote, se señala que "la llegada de una nueva plaga a un territorio suele producirse por la introducción de material. No obstante, se apunta que "en este caso lo extraño es que ese tipo de material vegetal (tuneras) no se importa a Canarias". 
 


Tratamiento en parcelas con mayor nivel de infestación

En el caso de Lanzarote, el Servicio de Sanidad Vegetal afirma que detectó la plaga "a finales de 2020", tras realizar "prospecciones" en varias islas del archipiélago y constatar su presencia "en la zona de Guatiza y Mala. "A principios de 2021 continuaron las prospecciones para comprobar si la presencia de la plaga estaba focalizada o muy dispersa" y "se comprobó que hasta la fecha se encuentra focalizada en la zona antes mencionada", han detallado.

Tras ello, el Servicio de Sanidad Vegetal afirma que mantuvo una reunión con representantes de la Sociedad Cooperativa Agraria Guatiza y Mala para valorar la situación del cultivo de la tunera en la zona. Y es que, "interesaba intercambiar información para elaborar una estrategia de control y erradicación". Al mismo, apuntan que también asistieron representantes del Jardín de Cactus y de la Granja Agrícola Experimental de Cabildo insular. 

Asimismo, se realizó una charla informativa, a la que "se convocó a todo el público en general y a los agricultores vinculados al cultivo de la tunera en particular, para darles a conocer la existencia de esta plaga en la isla y los riegos que suponían para sus cultivos de tuneras". Junto a esta labor informativa, se indica que la Dirección General de Agricultura del Gobierno de Canarias también publicó un folleto divulgativo donde se explica, entre otros detalles, las principales características de esta plaga, cómo identificarla y los métodos de control. 

Por otra parte, el Servicio de Sanidad Vegetal del Gobierno de Canarias expone que a través de la empresa pública GMR Canarias, ha realizado "varios tratamientos en aquellas parcelas que presentan mayor nivel de infestación". Trabajos en los que ha colaborado el Ayuntamiento de Teguise, "que ha facilitado cubas de agua". 

Además desde el Gobierno de Canarias se apunta que se ha puesto a disposición de la Sociedad Cooperativa Agraria Guatiza y Mala "una cantidad de producto (jabón potásico), para que lo reparta entre los agricultores que quieran aplicárselo para sus tuneras". Y es que, según explican, es con este producto fitosarinario con el que se está tratando la plaga, diluyéndolo en agua y "aplicándolo a presión" para eliminar así la cochinilla de las palas afectadas. 

 

La situación en el Jardín de Cactus

En cuanto al Jardín de Cactus, desde el Servicio de Sanidad Vegetal se ha apuntado que "se ha encontrado algún ejemplar afectado" aunque con un nivel de infestación "mínimo". Unos hechos que ha confirmado el consejero delegado de los CACT. "Por el momento no es para asustarse", ha señalado sin embargo Benjamín Perdomo. 

Y es que, ha afirmado que, en lo que respecta al Jardín de Cactus, la plaga sí "está controlada". "Han encontrado algo, pero pequeño", ha apuntado Perdomo, que ha afirmado además que los ejemplares afectados "se han tratado y se están tratando con jabón potásico y con un aceite".

De hecho, desde el Gobierno de Canarias han destacado que "la implicación hasta ahora de los representantes del Jardín de Cactus ha sido absoluta". "Han asistido a todos aquellas reuniones o encuentros que se han realizado y han facilitado en todo momento los trabajos que el Servicio de Sanidad Vegetal ha ejecutado dentro del jardín, tanto las prospecciones como los tratamientos", han indicado. Asimismo, han especificado que, en este caso, la plaga "afecta exclusivamente a especies del género Opuntia sp., observándose los daños principalmente sobre Opuntia ficus indica (Opuntia maxima)".

"La hemos controlado por ahora pero porque estamos todo el día pegados", ha señalado por su parte el consejero delegado de los Centros, que no ha apuntado que en los mismos siguen "preocupados" y "mucho" ante el temor de que esta plaga pueda acabar afectando en mayor medida al Jardín de Cactus.  

Tuneras de Guatiza afectadas por la plaga de cochinilla mexicana
Una plaga de cochinilla mexicana está "arrasando" la tuneras de Guatiza y Mala: "Es desolador"
LO MAS LEÍDO