Los fuegos artificiales, el colofón de oro de unas fiestas muy cuestionadas

La concejal de festejos, Encarna Páez, ha sido el blanco de todas las quejas y también de las alabanzas. Este diario se puso en contacto con ella para que hiciese una valoración de los polémicos ...

Los fuegos artificiales, el colofón de oro de unas fiestas muy cuestionadas
Los fuegos artificiales, el colofón de oro de unas fiestas muy cuestionadas

La concejal de festejos, Encarna Páez, ha sido el blanco de todas las quejas y también de las alabanzas. Este diario se puso en contacto con ella para que hiciese una valoración de los polémicos festejos.

Asegura que los ciudadanos no le han pedido "grandes cosas" y que la mayor parte de las sugerencias que le han hecho llegar tienen que ver con la ubicación de las diversas actividades festivas.

"Me han pedido que las fiestas se saquen del recinto ferial para que se aproveche un poco más el Parque Islas Canarias, la avenida de la Marina, el Charco de San Ginés, y que no se centre todo dentro del recinto, porque los ciudadanos de Arrecife estaban acostumbrados a que se hicieran más actividades en otros puntos de la ciudad, como en el Castillo", dijo.

Cambio de ubicación

Estas personas le han dicho que el recinto les parecía un lugar "asfixiante" y han solicitado lugares más amplios y libres de espacio. Además, le han pedido que haga algo para solucionar el tema del aparcamiento de los coches. Pero lo cierto es que, como ella misma recordó, además del recinto ferial ha habido otros muchos lugares que han acogido las actividades de estas dos semanas.

Es el caso del Kiosco de la música, la Sociedad Democracia, la Casa de la Cultura, el Charco de San Ginés y las diversas instalaciones deportivas en las que se han disputado los diferentes campeonatos. Por lo tanto, no parece que el meollo de la cuestión esté en la ubicación de las fiestas, sino más bien en el contenido de las mismas.

Menos folclore y más imaginación

La edición digital de LA VOZ preguntó a sus lectores sobre los actos de San Ginés, y nada menos que un 93 por ciento de los encuestados calificó de "malas o pésimas" las fiestas que organiza el Ayuntamiento de Arrecife.

Además, un 51 por ciento de un total de 1030 encuestados, o sea, 534 personas, optó por señalar que las fiestas "son malas este año y todos los anteriores", añadiendo que "habría que hacer un concurso de ideas para hacer unas fiestas nuevas". Visto así el asunto parece grave.

Por su parte, 444 votos fueron a parar a la respuesta según la cual éstas son "las peores fiestas que se han organizado", suponiendo que "el Ayuntamiento cada día tiene menos imaginación y se gasta menos". Aunque el dinero no debe ser el problema, porque el año pasado se invirtió más en el Departamento de Festejos que en Sanidad y Educación juntos.

Actuaciones musicales

Han sido muchos los reproches de los ciudadanos dirigidos contra el programa de actuaciones musicales. La concejal ha apostado a conciencia por los grupos autóctonos y el folclore tradicional, siendo un acierto para muchos y un error para otros tantos. "Nunca llueve a gusto de todos", diría la concejal, pero puestos a tirar del refranero popular, los ciudadanos más críticos podrían responder con el otro gran tópico afirmando que "en la variedad está el gusto".

Las tradicionales fiestas que se organizan en toda la geografía de la Isla no son muy apreciadas, en términos generales, entre los jóvenes y la población no conejera residente en Lanzarote, que apenas se asoman al sinfín de celebraciones que semana tras semana intentan atraer al público, y al final se tienen que conformar con lo de siempre: parrandas, batucadas y otras modalidades folclóricas.

En tiempos de la era de la información y la cultura de lo visual, algunos piensan que los parranderos y los trajes regionales quizás tendrían que aplicarse en dosis más moderadas.

Los cochitos a 1 euro

Ahora al grupo de gobierno le toca reunirse para valorar los puntos positivos y los negativos de estas dos semanas de fiestas, y la concejal prometió que iba a "intentar que los ciudadanos se queden más contentos en el año 2006".

La concejal no quiso dejar pasar esta ocasión sin felicitar a los cuerpos de seguridad por su actuación durante las fiestas. Ahí queda el agradecimiento a la policía local y nacional, a la Cruz Roja y Protección Civil, y "a todos los que han estado noche tras noche en el Recinto Ferial", velando por nuestra seguridad.

Afortunadamente, este año no hubo que lamentar incidentes de ningún tipo. También tuvo palabras de agradecimiento para la empresa Urbaser, ya que "gracias a ellos hemos tenido el recinto ferial y todos los lugares de la ciudad donde se han desarrollado las fiestas, lo más limpios y perfumados posibles".

Por último, Encarna Páez desveló una buena noticia para los aficionados a las atracciones de la feria: éstas permanecerán abiertas durante todo el fin de semana y la entrada a cada "cochito" costará tan sólo1 euro.

LO MAS LEÍDO