Canarias adelanta la convocatoria de becas universitarias, que podrán solicitarse a partir del 19 de julio

Como novedad, estas ayudas cubrirán las primeras, segundas, terceras y cuartas matrículas en los estudios de Ingeniería, Arquitectura y Ciencias

Una estudiante con un ordenador portatil

La Consejería de Educación del Gobierno de Canarias ha abierto el plazo para solicitar las becas para la realización de estudios universitarios oficiales de grado y máster, con validez en todo el territorio nacional, en universidades públicas de las islas o del resto de España, correspondiente al curso 2022-2023.

La publicación de esta convocatoria en el Boletín Oficial de Canarias (BOC), que ha tenido lugar este lunes, se ha adelantado en comparación a cursos pasados, cuando tenía lugar en los meses de septiembre u octubre, con el objetivo de que los alumnos puedan disponer de estas ayudas lo antes posible.

Además, habrá un mayor plazo para solicitarlas, ya que el periodo de solicitud se iniciará el 19 de julio y finalizará el 5 de septiembre.

Estas becas están dotadas con 10,5 millones de euros distribuidos en la anualidad de este año (tres millones) y la de 2023 (los restantes 7,5 millones). Su finalidad es "atender las necesidades del alumnado universitario según las circunstancias socioeconómicas y académicas de cada momento; sufragar gastos derivados del transporte, del pago de precios públicos, material y libros de quienes deseen realizar o se encuentren realizando estudios universitarios; y suprimir las restricciones en cuanto a la localización geográfica de los centros en los que las personas solicitantes cursen estudios, en consonancia con el nuevo marco de movilidad del alumnado del sistema universitario español".

 

Requisitos y novedades

Así, se establecen requisitos académicos inferiores y se elevan determinados umbrales de renta con respecto a las ayudas del Ministerio de Educación y Formación Profesional. La complementariedad de las becas del Gobierno de Canarias sobre las del Estado se materializa en el hecho de que será beneficiario de las primeras el estudiantado que cumpla los requisitos de esta convocatoria, pero no los de la convocatoria estatal, que son más exigentes.

Como novedad, para el curso 2022/2023, las becas autonómicas cubren las primeras, segundas, terceras y cuartas matrículas en los estudios de Ingeniería, Arquitectura y Ciencias, y para el resto de enseñanzas cubren las primeras, segundas y terceras matrículas. En la convocatoria anterior, se debía esperar al final del procedimiento ordinario y si sobraba presupuesto, se elevaba propuesta a la Comisión de Selección, para la concesión de terceras y/o cuartas matrículas.

A la vista de la experiencia adquirida en anteriores convocatorias, en las que se ha alcanzado un 100% en la tramitación electrónica, esta convocatoria se gestionará también mediante la digitalización total de las solicitudes con la presentación telemática de estas, salvo situaciones excepcionales.

Por lo tanto, el alumnado solicitante debe poseer firma electrónica, que utilizará en este proceso, por lo que podrá realizar todos los trámites sin desplazarse de su domicilio o lugar de estudio. El formulario de solicitud podrá descargarse en la página web de la Dirección General de Universidades y en la Sede Electrónica del Gobierno de Canarias.

No serán tenidas en cuenta las solicitudes que no completen el proceso de presentación telemático, que incluye la obtención del Justificante de Registro de entrada, documento que deberá ser conservado por la persona solicitante para acreditar, en caso de que resulte necesario, la presentación de su solicitud en el plazo y forma establecidos.

En cuanto a las ayudas establecidas para alumnado universitario con diversidad funcional, las bases de la convocatoria establecen que las cantidades adicionales varían en función del grado de discapacidad; 600 euros en el caso de una discapacidad comprendida entre el 33 y el 49%; 900 euros si esta oscila entre el 50 y el 65%, y 1.500 euros para las personas solicitantes que superen el 65%. Además, si se tiene reconocido un grado de discapacidad superior al 65% y nivel de dependencia de grado III, nivel 2, la cuantía es de 2.300 euros.

Por otra parte, la insularidad supone un esfuerzo económico adicional para las familias residentes en Canarias, que afecta, de modo particular, a las que tienen su residencia en islas no capitalinas. Por este motivo, se contempla un tratamiento diferenciado para las personas solicitantes que deban realizar sus estudios universitarios en islas distintas de la de su residencia o en la Península.

LO MAS LEÍDO