El Cabildo regulariza la situación contractual de sus Centros de Menores: "Termina la década de abandono y dejadez que sufrieron"

Adjudica el servicio de atención integral de su Red de Centros de Menores tutelados por cuatro millones de euros y renueva, por emergencia, el contrato del servicio que se presta en el albergue de La Santa a los menores extranjeros no acompañados

La presidenta del Cabildo y la consejera de Bienestar Social
La presidenta del Cabildo y la consejera de Bienestar Social

El Consejo de Gobierno del Cabildo ha adjudicado el contrato del servicio de atención integral de la Red de Centros de Menores tutelados por la institución a la Fundación SAMU, Servicios de Atención Médica de Urgencias. "Esta entidad sin ánimo de lucro, con una sólida y reconocida trayectoria a nivel nacional, será la encargada de garantizar la cobertura asistencial, social y educativa de las 50 plazas que ofertan los centros César Manrique, Arrecife, Tinajo y Timanfaya", señalan desde la Corporación. El contrato tiene una cuantía de 4.211.370 euros y un período de dos años, prorrogable por otros dos.

Por otro lado, la Fundación Respuesta Social Siglo XXI continuará prestando el servicio que viene desempeñando desde el año 2018 en el albergue de La Santa a los menores extranjeros no acompañados a través de un procedimiento de contratación de emergencia. El centro cuenta actualmente con 80 plazas. El importe de este contrato es de 1.968.314,03 euros, con una duración de un año, prorrogable por tres más. En este caso, la financiación se realiza con cargo a fondos propios de la Primera Institución insular que, a su vez, recibe una subvención del Gobierno de Canarias.

El Cabildo de Lanzarote regulariza así la situación contractual de estos centros asistenciales, “fundamentales en la construcción de valores humanos desde edades tempranas”, y destaca que pone “punto y final a la larga década de abandono y dejadez que sufrieron a consecuencia de unas políticas alejadas de la realidad y de los problemas a los que se enfrentan los colectivos más vulnerables de la sociedad”.

"Desde hoy y por primera vez en diez años, disponen de un marco legal que les garantiza seguridad jurídica y económica y que, de forma simultánea, nos permite fiscalizar la calidad de los servicios que prestan”, ha afirmado la presidenta, María Dolores Corujo.

Por su parte, la consejera de Bienestar Social, Isabel Martín, destaca la labor que se realiza en estos centros, “en los que profesionales de distintos ámbitos competenciales se esfuerzan a diario por trasladar a los jóvenes conocimientos, habilidades y herramientas que les ayuden a desenvolverse con plena autonomía e independencia en el futuro”.

La atención integral que se ofrece a estos menores en estos centros incluye servicios como el acogimiento, la manutención y la atención psicológica, social, educativa y sanitaria. Asimismo, se presta especial atención a aspectos como el seguimiento escolar, las actividades de descanso, la protección de la salud y los contactos con el exterior, entre otros.

LO MAS LEÍDO