Las maquetas de las iglesias del municipio de Haría son las protagonistas de la romería de San Juan

El municipio de Haría vive estos días las fiestas en honor a San Juan. Uno de los actos que más gente concentra es la romería que se celebra desde hace doce años. En esta ocasión se ha caracterizado porque cada carreta era una ...

El municipio de Haría vive estos días las fiestas en honor a San Juan. Uno de los actos que más gente concentra es la romería que se celebra desde hace doce años. En esta ocasión se ha caracterizado porque cada carreta era una maqueta de las distintas iglesias que hay en las localidades que conforman el municipio de Haría. De esta manera los asistentes pudieron ver las iglesias de Mala, Harrieta, Punta Mujeres, Taballesco, Órzola o Guiñate. Las carretas se intercalaban con las agrupaciones y fue una de las partes que más gustó de la romería.

Canariedad en las calles

El desfile comenzó en las inmediaciones de la explanada del cementerio. Desde allí bajaron la calle San Juan hasta llegar a la calle donde se encuentra la residencia escolar. Tras recorrerla desembocaron en la plaza. Un espectáculo que se caracteriza por el colorido que ofrecen los trajes en las calles que conforman el casco histórico. De esta manera, y como cada año, Haría se llenó de canariedad con la participación de toda la gente que quiso un año más mostrar como es el pueblo canario.

Este año el recorrido lo abrió la parranda marinera Los Buches que puso el colorido, la alegría y el desenfado que llevan siempre consigo. Después participó la agrupación folclórica Guanapai de la villa de Teguise. Tras ellos los miembros de Guasquías que también transmitieron su alegría y mostraron su asombro por el desarrollo de esta romería. En la fiesta no faltó La Peña de Mozaga, perteneciente a San Bartolomé. Se echó de menos a su fundador Marcial de León que luchó por mantener las tradiciones culturales de la música y el baile canarios.

La Gran Aldea

Otra de las agrupaciones que no quiso perderse esta romería fue La Gran Aldea de Teguise que pasó todo el recorrido con cantes y bailes a pesar del cansancio de haber celebrado hace poco su festival. Procedente de Tías llegó el grupo Guágaro constituido principalmente por gente joven. En el caso de Guajime, que surgió de la Escuela Municipal de Folclore de la villa de Teguise, se mostraron arrolladores con sus canciones mientras que la agrupación Añate de Tenerife estuvieron encantados por la hospitalidad de los lanzaroteños que se acercaron a disfrutar de esta gran fiesta. Finalmente participó la agrupación folclórica Malpaís de la Corona, que lució la primera vestimenta marinera y campesina que tanto identifica a la gente del norte.

Las distintas agrupaciones estuvieron acompañas en todo momento por los vecinos de varios puntos de la Isla que llegaron hasta Haría con sus carros, camellos y ponys a disfrutar un año más de la romería de San Juan. Unos y otros llegaron finalmente a la plaza donde les esperaba San Juan. Como cada año los vecinos ofrecieron las ofrendas que este año están destinadas a Cáritas que las hará llegar a las familias necesitadas de Lanzarote.

LO MAS LEÍDO