04/jun./2020

CINCO PERSONAS SE HAN COLOCADO ANTE SU VIVIENDA CON UNA PANCARTA

Los escraches llegan a la puerta de la casa del diputado Francisco Cabrera en Lanzarote

Los escraches a políticos han llegado a Lanzarote. Este jueves, el diputado del PP Francisco Cabrera se ha encontrado a cinco personas delante de la puerta de su casa, que ...
Los escraches llegan a la puerta de la casa del diputado Francisco Cabrera en Lanzarote

Los escraches a políticos han llegado a Lanzarote. Este jueves, el diputado del PP Francisco Cabrera se ha encontrado a cinco personas delante de la puerta de su casa, que pertenecen a la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) en la isla. El escrache ha sido pacífico, aunque Cabrera no entiende que hayan ido a “molestarle” a la puerta de su casa, cuando tienen su teléfono y “saben que estoy a su disposición”.

Cuando Cabrera ha salido de su vivienda este jueves, se ha encontrado con este grupo de personas. “He ido a hablar con ellos y les he dicho que no entendía por qué habían ido hasta mi casa. Yo la política la ejerzo en las instituciones y saben que pueden reunirse conmigo”, ha indicado el diputado.

Así, Francisco Cabrera ha asegurado que ha trasladado a este grupo de personas que “se está elaborando la ponencia sobre el proyecto de Ley de los desahucios, que todas las fuerzas políticas están presentando enmiendas y que se está tratando de llegar al consenso más amplio posible”.

No es la primera vez que Cabrera tiene contacto con la PAH y, precisamente por eso, no entiende por qué este grupo de personas se ha trasladado hasta su casa. “Cuando vinieron los diputados de la Comisión de Agricultura (en marzo), un grupo de la PAH se acercó a la Granja del Cabildo, donde teníamos un acto. Nos esperaron y yo hablé con ellos. Es ahí donde les di mi teléfono e, incluso, me pidieron que hiciera gestiones concretas con dos personas que iban a ser desahuciadas de forma inminente. Hice las gestiones y se lograron paralizar los dos desahucios”, ha señalado.

“Yo si por algo me he caracterizado es por hacer las gestiones con tranquilidad y en silencio, sin afán de protagonismo”, ha defendido.

“No es la mejor manera de solucionar las cosas”

Cabrera considera que los escraches “no son la mejor manera de solucionar las cosas”. “Aquí ya estamos hablando de otra cosa distinta. Yo no entiendo por qué están en la puerta de mi casa, y tampoco en otras puertas de otras personas. Cada uno lo puede valorar, pero a mí no me parece y menos cuando siempre he estado a disposición de estos colectivos”, ha insistido.

Incluso, Cabrera ha afirmado que les ha “ofrecido diálogo, pero ellos están dentro de otra estrategia que no tiene nada que ver con el funcionamiento de las instituciones”. “Sólo desde las instituciones se podrá dar una respuesta para salir de la crisis en la que estamos”, ha defendido.

En esta sección
Comentarios