La familia de Antonio González se querella contra San Ginés por sus "calumnias" y "denuncia falsa"

Ha presentado una denuncia en el Juzgado por las acusaciones del ex presidente del Cabildo contra el ya fallecido empresario, en la ya archivada causa de los Centros Turísticos contra Carlos Espino

Imagen de archivo de Pedro San Ginés entrando a los Juzgados de Arrecife

El ex presidente del Cabildo, Pedro San Ginés, ha sumado una nueva querella en el Juzgado, en este caso por la denuncia que llevó a la causa de los Centros Turísticos contra Carlos Espino. Y es que, tras el archivo definitivo de la misma al no apreciarse indicios de delito, la familia del ya fallecido empresario Antonio González, quien fue investigado en el procedimiento por la adjudicación a su empresa de la cocina de Jameos, ha denunciado a San Ginés por calumnias, acusación y denuncia falsa y falso testimonio. 

En concreto, es una hija de Antonio González quien pretende llevar a San Ginés al banquillo de los acusados, después de que su padre tuviera "que soportar durante 10 años la denominada condena del banquillo" - que fue el tiempo que se extendió la causa-, y como consecuencia "el cierre y la desaparición de su empresa, Climafrical, liquidada mediante concurso de acreedores", todo ello "por la actividad falsaria" del ex presidente del Cabildo. 

Y es que, aunque el procedimiento se inició en 2010 a raíz de una querella presentada por la dirección de los Centros Turísticos, presidida entonces por Ástrid Pérez, que gobernaba junto a Coalición Canaria, previamente se había presentado otra denuncia ante la UCO por parte del entonces presidente del Cabildo. Así, la familia de Antonio González considera que San Ginés fue "el autor real de la denuncia" y el "inspirador intelectual de la querella" y "por ello directamente responsable de la autoría y autor personal de los delitos por los que, en proceso de instrucción y durante más de 10 años", fue imputado el empresario. 

"San Ginés falta a la verdad cuando sostiene en la actualidad que nunca denunció al padre de mi representada y que acudió a la Guardia Civil citado por la misma y nunca voluntariamente", se señala en la denuncia contra el ex presidente del Cabildo. 


"Todas las acusaciones eran falsas desde su nacimiento"

En relación a la "falsedad" de los hechos denunciados se expone que San Ginés acusó a Antonio González de haber "alterado contratos, cobrado sin trabajar, cobrado sin entregar productos, cobrado productos con precios desorbitados y con vulneración y falsedad en el sistema de facturación, para apropiar de lo que no le correspondía en razón del trabajo contratado". "Todas las acusaciones eran falsas desde su nacimiento", se apuntan, manifestado que el auto de archivo de la causa "ha demostrado su falsedad". 

Como hecho principal, se recuerda que San Ginés señaló que se adjudicó a Climafrical la obra de la cocina de Jameos "no siendo la oferta más barata" cuando sí lo era. "Por lo tanto, lo afirmado por el Sr. San Ginés es falso", se insiste en la querella, donde se afirma además que "todos los contratos, encargos o adjudicaciones" realizadas a la empresa de Antonio González se efectuaron "aplicando las normas administrativas aprobadas por el Consejo de Administración de los Centros, con la participación activa y el voto del Sr. San Ginés y, por consiguiente, con su entero conocimiento". 

"En definitiva, el Sr. San Ginés falsea los datos los datos obrantes en el archivo de los Centros,que él conoce y a los que siempre tuvo acceso, distorsiona su realidad, oculta su identidad, manipula e interpreta torticeramente", se apunta. "Y como conoce toda la sociedad de Lanzarote, toda la película montada por el Sr. San Ginés tenía un solo fin: justificar o acentuar una confrontación política contra el que fue administrador de los Centros", se añade. 

Con respecto a las calumnias, se explica que Pedro San Ginés acusó a Antonio González "de un robo por la cantidad de 26.357 euros, al afirmar que ha cobrado esta cantidad por unos productos que no entregó a los Centros Turísticos". "El hecho, como ha quedado sobradamente probado en los autos, es falso: el material fue encargado por los responsables técnicos de los centros de turismo, entregado, visado por los responsables de su recepción y por ello abonado a la empresa contratante, y como tal aparece y existe en los centros desde fecha anterior a la denuncia", se señala, acusando a San Ginés de actuar "con temeridad y desprecio a la  verdad" haciendo además "publicidad" a sus acusaciones. 

 

Un "delito pluriofensivo" que atenta "al prestigio de la justicia"

"Si siempre es grave para la credibilidad de la Administración de la Justicia la acción de denuncia falsa o de falso testimonio producido por cualquier ciudadano, los es más cuando el autor de ea acción delictiva es una autoridad pública", se añade en la querella, recordando que San Ginés era entonces "la máxima autoridad de Lanzarote" como presidente del Cabildo que era. 

Así, "por proseguir con su actitud falsaria ante la Autoridad Judicial", la familia de Antonio González considera que "su acción delictiva ha de ser entendida como un delito pluriofensivo que atenta, en primer lugar y de forma especial, al prestigio y dignidad de la justicia". 

 

El "menoscabo económico" que sufrió Antonio González

En la querella, también se hace referencia al "menoscabo económico que sufrió Antonio González, que "en pocos meses" perdió a "todos sus clientes" en la empresa Climafrical, que se vio "abocada la presentación del correspondiente concurso de acreedores".

Al respecto, se manifiesta que de una empresa con un importe neto de cifra de negocio "superior a los 400.000 euros" en 2009, año en que se presentó la denuncia, "descendió a la cifra de 7.023 en el año 2011". "Y la obligada consecuencia de esta situación fue el cierre de la empresa, con el consiguiente despido de todos los trabajadores", se añade.

No obstante, se indica que el "quebranto" que padeció Antonio González será cuantificado "en el momento procesal correspondiente", con la correspondiente pieza de responsabilidad civil que será solicitada.


Una "lucha por el poder personal" de San Ginés 

La familia del fallecido empresario insiste en que la denuncia de San Ginés se produjo "en un momento político concreto" donde era "pública" su "enemistad" con los otros principales denunciados, dirigentes del PSOE. Por ello, considera que la denuncia explicita "una lucha por el poder personal" de San Ginés, recordando la propia relación de Antonio González don dicho partido, del que fue militante. 

"Es conocido por toda la sociedad de Lanzarote que para el Sr. San Ginés en su lucha de poder, todo vale, incluyendo la utilización de la calumnia, la falsa denuncia o es falso testimonio, que es lo practicado por el Sr. San Ginés en este proceso", se concluye.

LO MAS LEÍDO