San Ginés dejó más de 300 expedientes sin tramitar en Patrimonio "sin justificación ni motivación"

"No se puede entender que la persona que permitía el abandono del Servicio de Patrimonio del Cabildo, sea la misma que despilfarró millones de euros en la adquisición de una casa en ruinas con el pretexto de proteger el patrimonio", afirma Corujo

Pedro San Ginés visitando las primeras obras en la casa de la calle Fajardo
Pedro San Ginés visitando las primeras obras en la casa de la calle Fajardo

El gobierno de Pedro San Ginés dejó más de 300 expedientes sin resolver en el área de Patrimonio del Cabildo, que permanecían abiertos “sin justificación ni motivación aparente”. Así lo ha desvelado la actual presidenta y responsable de Patrimonio, María Dolores Corujo, que afirma que de cerca de 350 expedientes, “únicamente 11 habían sido archivados por el equipo saliente”.

Ahora, destaca que la reestructuración del Servicio Insular de Patrimonio el pasado mes de marzo ha permitido “dar un giro al funcionamiento de este departamento del Cabildo de Lanzarote, que se encuentra al día en sus tareas y sin solicitudes pendientes”. Entre otras cosas, en los últimos seis meses se han emitido 50 autorizaciones de intervención y 90 informes.

Además, añade que en este plazo se ha incoado el expediente para la declaración de la ermita de San Antonio como Bien de Interés Cultural, se ha redactado el reglamento de la Comisión Insular de Patrimonio; se han convocado y adjudicado dos concursos públicos y se han dado “los primeros pasos para instruir varias denuncias realizadas por Inspección”, así como resuelto 20 expedientes pendientes del año anterior, “entre otros muchos asuntos”.

De los expedientes que no resolvió el gobierno de San Ginés, el Cabildo señala que “casi 70 estaban relacionados con intervenciones en elementos patrimoniales que no se habían tramitado pese a tener informes favorables, en algunos casos desde agosto de 2017”. Además, medio centenar disponía de actas de seguimiento o de denuncia que tampoco habían sido tramitadas.

“Es una paradoja sin sentido, una más, de un presidente que únicamente se preocupaba de presumir de buena gestión ante la opinión pública. No es racional, no se puede entender de ninguna manera que la misma persona que con su inacción permitía el abandono del Servicio de Patrimonio del Cabildo de Lanzarote, sea la misma que despilfarró millones de euros de los contribuyentes en la adquisición de una casa en ruinas con el pretexto de proteger el patrimonio, no sabemos aún si el insular o el de alguien sobrevenido”, ha cuestionado Corujo. La presidenta ha hecho así referencia a la relación de pareja que mantenía Pedro San Ginés con la hija de los dueños de ese inmueble, y que él mismo calificó como “sobrevenida”.


Peticiones sin atender del Seprona y trámites "de vital importancia"

Entre los expedientes que han tenido que ser reasignados y que estaban sin tramitar se encontraban también varios informes de necesidad, algunos de ellos relativos a la obligación de adaptarse a lo establecido por la nueva Ley de Patrimonio Cultural, como el Catálogo Insular. “Además de ser obligatorio, es una necesidad imperante teniendo en cuenta el estado del patrimonio insular”, ha subrayado Corujo.

También había peticiones sin atender del Seprona y otros de “vital importancia”, como el de contratación de un servicio de mantenimiento y conservación para el yacimiento de Zonzamas. “Para reparar este agravio cometido a nuestro patrimonio, hemos redactado los pliegos y, precisamente, hoy adjudicado los contratos para el mantenimiento de este espacio, por un lado, y para continuar con las excavaciones que se están llevando a cabo tanto en Zonzamas como en Fiquinineo, por otro”, ha detallado la presidenta.

Tras la reestructuración realizada en marzo, el Servicio Insular de Patrimonio ha incoado el expediente de Bien Interés Cultural de la ermita de San Antonio, en Tías, y ha redactado los informes técnicos para iniciar casi una decena más. En esta línea, señala que el personal técnico del departamento presentó cuatro propuestas antes de marzo de 2020, fecha en la que el Gobierno de Canarias decretó la caducidad de varios expedientes BIC, que “tampoco fueron tramitadas, pese a la necesidad transmitida desde la Inspección desde el año 2018”.

Respecto al reglamento de la Comisión Insular de Patrimonio, que ya se ha redactado adaptándolo a la nueva Ley de Patrimonio Cultural en vigor desde junio de 2019, está pendiente de su aprobación el el Pleno. “Esta ordenanza es indispensable para poder convocar a la Comisión Insular de Patrimonio y dar salida a los expedientes pendientes aún de un organismo que se reunió por última vez con carácter ordinario el pasado mes de octubre”, explican desde el Cabildo.

Por último, señalan que el Servicio de Patrimonio del Cabildo de Lanzarote también ha impulsado el proyecto del Museo del Sitio de Zonzamas, en colaboración con el Gobierno de Canarias, y que ha dado inicio a las obras de la casa de la calle Fajardo. Ésta lleva años cerrada -solo se abrieron dos naves laterales- y a la espera de una intervención para resolver los graves problemas estructurales del inmueble.

La presidenta y consejera del Área de Patrimonio ha querido agradecer “la participación, la colaboración y la implicación del personal técnico en la transformación de un departamento que hoy es ágil, moderno y proactivo, y que propone soluciones a quien quiere recuperar el patrimonio de la isla”.

Además, ha asegurado que seguirá “trabajando para corregir los errores cometidos por quien fue presidente de esta Institución que, con su inacción y dejadez, demostró el escaso o nulo interés que tenía en la conservación del patrimonio insular”.

LO MAS LEÍDO