Arrecife culmina el Plan de Arbolado de la calle Lérida en Valterra

El proyecto responde a la iniciativa del Ayuntamiento de "dotar de nuevas zonas verdes a la ciudad", y abarca también las calles Almirante Boado Endeiza, Doctor Gómez Ulla y Méjico

Astrid Pérez en Valterra
Astrid Pérez en Valterra

El Ayuntamiento de Arrecife ha culminado la colocación de alcorques y plantación de seis ejemplares de la especie brachichito, o árbol botella, en la calle Lérida de Valterra.

Desde el Consistorio explican que la acción se enmarca en el “Plan de Arbolado” municipal, que prevé la plantación de 25 árboles distribuidos también en las calles Almirante Boado Endeiza, Méjico y Doctor Gómez Ulla, donde ya se han instalado los alcorques y plantado cuatro ejemplares de flamboyán o árboles llama.

“A través de dicho Plan de Arbolado, dotado con un presupuesto algo superior a los 150.000 euros, queremos ir dotando a nuestro municipio de más sombra a través de la creación de más zonas verdes, para así hacerla más sostenible y respetuosa con el Medio Ambiente, además de más amable para la ciudadanía”, señala Astrid Pérez.

En este sentido, la alcaldesa de Arrecife recuerda otra importante iniciativa que el Ayuntamiento capitalino está acometiendo en la barriada marinera de Valterra, como es “la mejora de las calles Tarragona, Gerona, Indio, Sotileza y Vicente Vilas González, para dotarlas de accesos peatonales y rodados amplios y cómodos, que optimicen su conexión con la entrada al CEIP Nieves Toledo”. 

Enmarcada en el proyecto “Camino Escolar Seguro”, la obra incluye la “eliminación de barreras arquitectónicas, creación de pasos elevados, mejora de la señalización horizontal y vertical y aparcamientos para bicicletas”, y está cofinanciada con algo más de 407.000 euros por el Fondo de Desarrollo Regional (FEDER) en el marco de la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible, CONURBAN AZUL, del Programa Operativo de Crecimiento Sostenible 2014-2020.

“Una actuación que mejorará el acceso del alumnado al CEIP Nieves Toledo, favoreciendo el desplazamiento de los estudiantes de manera segura y autónoma, al reducirse el tránsito de vehículos a motor cerca del colegio y contribuir así a una movilidad más sostenible y saludable”, asegura Astrid Pérez.

LO MAS LEÍDO