Madres del IES Yaiza denuncian las esperas de sus hijos por la guagua en una zona "completamente aislada"

Afiman que el servicio incorporado por el Cabildo es "incompatible" con el horario lectivo y que supone "la espera de unos 100 estudiantes durante 40 minutos en la puerta del centro"

Alumnos del IES Yaiza, en la puerta del centro
Alumnos del IES Yaiza, en la puerta del centro

Varias madres de alumnos de Bachillerato del IES Yaiza que viven en Playa Blanca se han dirigido a La Voz para denunciar los problemas de transporte que siguen sufriendo sus hijos. Y es que, aunque el Cabildo autorizó la incorporación de una parada en el centro educativo en el itinerario de las guaguas interurbanas a partir de esta semana, afirman que los horarios de las mismas son "incompatibles" con el horario lectivo de sus hijos. 

"Es un desastre", señala una de las madres, que explica que, en el caso de su hija, ésta tiene que salir "hora y media o dos horas antes de casa" para poder coger la guagua y llegar a tiempo a clase. "Ella empieza a las 14:00 horas pero tiene que coger la guagua a las 12:55 y vivimos en Montaña Roja", apunta esta mujer, que expone que hay más menores que tienen que recorrer "hasta cinco kilómetros" desde su casa al lugar de la salida de la guagua.

Los problemas, según esta madre, también se dan a la salida de los estudiantes del centro, que culminan sus clases a las 19:00 horas. "Por la tarde tiene que esperar casi 40 minutos en la puerta del instituto y acaba llegando a casa a las nueve de la noche, que me parece una barbaridad", apunta. 

"Ahora mismo, casi 40 niños muertos de frío están en frente del IES Yaiza esperando la guagua que les lleve a Playa Blanca, porque no terminan la escuela hasta las 19:00 horas, pero el autobús llega y sale a las 19:00 horas y los profesores no les permitirán salir de clase diez minutos antes para coger el autobús", se quejaba esta semana otra madre, afirmando que los menores tienen entonces que esperar "hasta casi las ocho de la tarde" y además "ver si hay plaza". 

De hecho, afirmaba que, en la tarde del martes, cuando llegó la guagua a las 20:00 horas, no cabían todos. "Seis tenían que estar de pie hasta Playa Blanca", afirmaba esta mujer, que criticaba además que el centro cerrase sus puertas "dejando a los menores solos" durante su espera. 

 

Una espera en una zona completamente "aislada" 

Una de estas madres apunta que ya ha enviado un escrito a las Consejerías de Educación y Transportes del Cabildo para reclamar una solución ya que, tal y como explica, los alumnos de Bachillerato no cuentan con transporte escolar y solo pueden desplazarse al centro haciendo uso de las guaguas interurbanas. 

"El servicio incorporado es incompatible con el horario lectivo", expone en los mismos, donde señala que ello supone "la espera de unos 100 estudiantes durante 30 minutos en la puerta del centro educativo a puerta cerrada, ubicado en una zona completamente aislada de bares, restaurantes, bibliotecas y lugares de ocio y en ausencia de supervisión del cumplimiento de las medida sanitarias"

"Se trata, por tanto, de una situación impensable dadas las circunstancias sanitarias actuales", considera esta madre, que en su escrito apunta que "la distancia existente entre el IES Yaiza y el lugar de residencia de gran parte de los alumnos de Bachillerato, de unos 23 kilómetros, imposibilita el transporte de estudiantes en vehículos privados, bien sea por cuestiones horarias o razones económicas familiares".

Por ello, solicita "la adaptación del horario de la guagua interurbana al horario escolar o la posibilidad de habilitar un transporte alternativo teniendo en cuenta las circunstancias excepcionales a que se exponen los estudiantes de Bachillerato del municipio de Yaiza". 

LO MAS LEÍDO