Un turista agrede a tres guardias civiles que intentaban desalojarlo de un avión en el aeropuerto de Lanzarote

"Llevamos años pidiendo que se nos dote de pistolas tásser y que seamos considerados autoridad", denuncia la Asociación Española de Guardias Civiles

Aeropuerto de Lanzarote
Aeropuerto de Lanzarote

Tres agentes de la Guardia Civil fueron agredidos por un pasajero cuando intentaban desalojarlo de un avión en el aeropuerto de Lanzarote, según ha hecho público la Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC).

"Agresiones como las que han sufrido nuestros compañeros se están convirtiendo en algo muy habitual tanto en nuestras islas como a lo largo de todo el país. Agresiones que finalmente quedan en nada porque, como denunciamos desde AEGC, mientras no nos consideren autoridad, con lo que se produce un endurecimiento de la pena, y nos sigan considerando agentes de la autoridad, los ataques seguirán aumentando", lamenta la asociación.

"En esta última agresión han sido tres los compañeros que han tenido que pasar por el hospital y que ahora han causado baja para el servicio en el aeropuerto de Lanzarote. Esto supondrá que los ya de por si escasos efectivos de esta unidad se verán aún más mermados y justo cuando empieza la campaña verano, en la que la isla espera recibir a unos 9 millones de viajeros", advierte.

 

Denuncian la falta de efectivos, especialmente de cara a verano

Asimismo, la asociación ha querido recordar la “falta de efectivos” que sufre el aeropuerto de la isla, que “ocupa el número 12 del ranking en movimiento de viajeros, con dos terminales de vuelo además de la zona de carga”. 

“Como un guardia civil no tiene el don de la ubicuidad, el personal actual no puede cubrir los servicios mínimos e indispensables del aeropuerto”. Por tanto, la AEGC exige una “actualización de plantilla en referencia a los usuarios del aeropuerto”, ya que además temen que esta situación se dé con más frecuencia ahora que empieza la campaña de verano.

“Con la llegada del verano, la plantilla se verá reducida en un 33% por los períodos vacacionales, lo que sobrecargará a los agentes que queden dando el servicio”, explican. “Hasta ahora se ha operado por debajo del 35% como consecuencia de la pandemia, pero la nueva situación, con fronteras abiertas y total libertad de movimiento, la isla espera volver a recuperar el número de visitantes”.

Asimismo, se quejan de que “a nadie se le ha ocurrido reforzar el servicio, aunque sea con agentes de fuera”, a pesar de que  la isla espera recibir “a unos 9 millones de viajeros” en los meses de julio y agosto.

LO MAS LEÍDO