El Cabildo inicia los trámites para resolver el contrato con la empresa adjudicataria de la residencia de Tahíche

“Los constantes incumplimientos de la UTE Residenza Sanitaria no nos dejan más salida que resolver el contrato y proceder a una nueva adjudicación”, señala la presidenta

La presidenta durante la celebración del Pleno
La presidenta durante la celebración del Pleno

La presidenta del Cabildo, María Dolores Corujo, ha dado cuenta en el Pleno celebrado el viernes de la puesta en marcha del expediente de resolución del contrato de obra y explotación de la residencia sociosanitaria de Tahíche, debido a "los continuos incumplimientos de la empresa adjudicataria del mismo, la UTE Residenza Sanitaria".

“Desde diciembre de 2020, fecha en la que el Ayuntamiento de Teguise otorgó la cooperación administrativa, la UTE adjudicataria podía comenzar las obras. Sin embargo, no solo no dio comienzo a las mismas sino que se dirigió al Cabildo en abril del pasado año solicitando la cesión del contrato en favor de una tercera empresa”, explicó la presidenta. 

Desde el Cabildo señalan que esta petición, a pesar de ser contemplada favorablemente desde la Institución para evitar retrasos, "no ha podido ser atendida ya que la ley no permite ceder a un tercero una adjudicación en la que no se haya ejecutado previamente al menos el 20% de la obra, o haya transcurrido una quinta parte del plazo de la concesión".

“La solicitud de la UTE Residenza Sanitaria de ceder el contrato a un tercero da a entender que no tiene capacidad o interés para ejecutar la obra” ha señalado la presidenta y ha explicado que “ante esa situación hemos barajado todas las posibilidades para aceptar la solicitud de cesión, pero la legislación en vigor es clara al respecto y la impide”.

A lo largo de su comparecencia, la presidenta explicó que "no se trata del único incumplimiento de la adjudicataria ya que hasta el momento se han incoado dos expedientes sancionadores a la misma".

 

Incumplimientos reiterados

Desde el Cabildo señalan que ya en enero de 2021, ante la inactividad de la empresa, "se le realizó un primer requerimiento para que justificara los gastos efectuados y aportara el balance económico", toda vez que el equipo de gobierno anterior "le había anticipado una anualidad por dos millones de euros".

Posteriormente, continúa explicando la Corporación, en marzo y agosto del mismo año, "se vuelve a requerir la documentación solicitada, de la que solo se había obtenido una respuesta parcial", y ante la persistente negativa a facilitar la citada documentación, desde el Cabildo apuntan que "se incoó un expediente sancionador en noviembre de 2021".

El Cabildo de Lanzarote explica también que el segundo expediente sancionador, incoado en diciembre de 2021, "fue ocasionado por la falta de subsanación de los errores advertidos por la Oficina Técnica del Cabildo en el Proyecto Básico y de Ejecución presentado por la empresa".

 

Informe de seguimiento

A la vista de tales antecedentes, desde el Cabildo señalan que el pasado 23 de febrero "se realizó un informe de seguimiento relativo a la totalidad de los expedientes relacionados con el Centro sociosanitario de los Calderones de Tahíche", en el que se concluyó la procedencia "de incoar el oportuno expediente de resolución de la obra y la explotación de la que resultó beneficiaria la UTE Residenza Sanitaria".

Debido a ello, desde la Corporación explican que el pasado 7 de marzo la presidenta dirigió "una providencia al Servicio de Contratación mediante la cual solicitó la emisión del preceptivo informe sobre el estado de tramitación y posible resolución por incumplimiento del contratista de la Residencia sociosanitaria de los Calderones".

“Los constantes incumplimientos de la UTE Residenza Sanitaria no nos dejan más salida que resolver el contrato y proceder a una nueva adjudicación”, ha finalizado la presidenta.

LO MAS LEÍDO