Manuel Pérez Gopar destaca la mejoría general en aspectos como la gestión recaudatoria, la amortización de deuda o el gasto público y reclama que se actualicen todas las cuestiones que tienen que ver con el padrón municipal

Arrecife disminuye un 20,8% su endeudamiento a largo plazo

La Corporación capitalina situó además en 2004 su ahorro neto en un 8,8%, liquidó deudas por valor de 3,5 millones de euros y colocó la gestión recaudatoria en un 80,7%

Arrecife disminuye un 20,8% su endeudamiento a largo plazo
Arrecife disminuye un 20,8% su endeudamiento a largo plazo

El Ayuntamiento de Arrecife ha reducido en un 20,8 por ciento su endeudamiento a largo plazo en el ejercicio del año 2004. Esta es una de las principales cuestiones que se extraen del comunicado de prensa enviado a este diario por su concejal de Hacienda, Manuel Pérez Gopar, sobre los avances realizados en la gestión de la institución que preside su compañera María Isabel Déniz.

En concreto, hablando de la gestión interna del pasado ejercicio, Pérez Gopar destaca seis puntos: el primero, un punto de resumen general, habla de la mejora del endeudamiento a largo plazo, la capacidad de generar ahorro y el mantenimiento de un único talón de Aquiles en lo que afecta al remanente de tesorería; el segundo, que se refiere a que el ahorro neto se situó en un 8,8 por ciento, llegando al mínimo exigido por la Ley 9/99, creciendo con respecto al año 2003 en un 14,9 por ciento; el tercero de los puntos hace referencia a la disminución del endeudamiento a largo plazo respecto a 2003 en un 20,8 por ciento, situándose en el 79,5 por ciento, muy cerca del límite exigido que es del 70 por ciento; en cuarto lugar, el responsable de las finanzas municipales habla de la gestión recaudatoria, que se localizó en el 80,7 por ciento; un quinto punto habla sobre el cumplimiento del esfuerzo fiscal y la amortización de deudas con entidades financieras por un valor de 3,5 millones de euros; en sexto y último lugar, destaca la reducción en un 7,4 por ciento del gasto público con respecto a 2003.

Manuel Pérez Gopar señaló esta semana en declaraciones a esta redacción que a pesar de lo mucho que se ha dicho y se ha escrito "existe una auditoría de la gestión interna que corrobora la mejoría notable de las cuentas de la institución". "La deuda con las entidades financieras, por ejemplo, se ha amortizado en más de tres millones de euros y se han conseguido otros muchos logros, a pesar de que sigamos teniendo un déficit histórico que tiene que ver con el remanente de tesorería, lo que no se ha podido encajar financieramente en otros años y que ahora el Ayuntamiento arrastra", remarcó.

El concejal de Hacienda aseguró que su objetivo prioritario en estos momentos es conseguir que el Consistorio capitalino cumpla en el año 2006 con todos los indicadores económicos que tienen que ver con el Fondo Canario de Financiación Municipal, teniendo en cuenta incluso que sus indicadores son muchos más restrictivos que los que determina la Ley de Haciendas Locales. "Esto lo puedo decir porque estoy convencido de que el Ayuntamiento ha entrado en la senda de la recuperación económica, porque en el año 2005 hemos tenido un superávit", señaló, apuntando que si eso se consigue, si finalmente dan un giro de 180 grados a la situación financiera del Ayuntamiento, más de uno y más de dos tendría que pedir disculpas públicamente por todo lo que han dicho respecto a su departamento. "Se ha hablado de banca rota, de quiebra y de otras cosas que no son reales", recordó.

Siendo realista, habló de las dificultades que se están encontrando en el camino de la recuperación económica, y subrayó el esfuerzo que están haciendo sus compañeros en las distintas áreas para propiciar el milagro de la recuperación.

Más habitantes, más tributos

A corto plazo el Instituto Canario de Estadística (ISTAC) ya ha hablado de los 25.000 habitantes más que tendrá Arrecife en pocos años, siendo junto a Puerto del Rosario una de las ciudades de las Islas que más va a crecer. Pérez Gopar considera que ese crecimiento tiene que tener un reflejo claro en las arcas municipales, como lleva insistiendo desde que llegó a su cargo, para lo que es fundamental la actualización de la Carta Municipal. "Arrecife, a pesar de haber tenido un crecimiento poblacional notable, no ha tenido un aumento en los ingresos tributarios, y no lo ha tenido básicamente porque desde hace quince o veinte años los contribuyentes somos los mismos", comentó, apuntando la necesidad urgente de que las personas que entren dentro del proceso de regularización entren dentro también del proceso de contribución. Es decir, que los inmigrantes adquieran derechos pero también obligaciones.

Como consecuencia del incremento de la población, además, destacó el incremento que se va producir en el ingreso del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), que se podrá situar en unos 10 millones de euros gracias también a la actualización del padrón que manejan en estos momentos.

LO MAS LEÍDO