Rememoró las dificultades y la lucha que vivió el barrio en los años 80

Valterra dio comienzo a sus fiestas con el pregón de su antiguo párroco, Francisco Martel

...

 Valterra dio comienzo a sus fiestas con el pregón de su antiguo párroco, Francisco Martel
Valterra dio comienzo a sus fiestas con el pregón de su antiguo párroco, Francisco Martel

FOTOS: Sergio Betancort.

El barrio marinero de Valterra dio comienzo este jueves a sus fiestas en honor a Nuestra Señora del Carmen con la lectura del pregón a cargo de Francisco Martel, el que fuera cura párroco del barrio entre los años 1982 y 1986.

El acto se llevó a cabo a las 21 horas en el parque de Valterra, y el pregonero estuvo arropado por los vecinos y por algunas autoridades del Ayuntamiento de Arrecife, como el primer teniente de alcalde, José Montelongo, el concejal de Festejos, Victor San Ginés, y los ediles Eva de Anta, Ángela Hernández y Roberto Herbón.

Manolo Hernández Noda, vecino y miembro de la comisión de fiestas, fue el encargado de presentar al pregonero. Durante su intervención, Francisco Martel recordó sus cuatro año como sacerdote en la parroquia de Nuestra Señora del Carmen, en un barrio marinero donde la vida nunca fue fácil, sobre todo para el que no sabía cómo sacar el tiempo para poder atender a cada uno de los vecinos que un día si otro también acudían a pedirle ayuda para resolver algún que otro problema.

En aquella época, Francisco Martel quiso conocer en primera persona cómo era el trabajo a bordo de un sardinal y sin pensarlo dos veces se enroló en un barco y vivió como un marinero más la difícil tarea de estar faenando en el entonces llamado banco Canario-Sahariano. También recordó su apoyo a la lucha y las huelgas que se vivieron por aquellos años, tanto en los barcos sardinales como en las fabricas conserveras. Así, rememoró que él era uno más de los que pedían que se llegase a un acuerdo cuanto antes por el bien de las familias.

El pregonero también muy presenta a los enfermos alcohólicos y los presos, ya que también tenía la misión en el centro penitenciario de Tahiche. No faltó el recuerdo para los vecinos, que trabajaban codo con codo para que el barrio fuera más prospero.

Además, hubo un apartado para las anécdotas, consiguiendo que los vecinos allí presentes esbozaran una sonrisa. Antes de finalizar, les animó a seguir trabajando por la unidad de las familias y por la parroquia, contando siempre con el apoyo de Nuestra Señora la Virgen del Carmen.

Una vez terminado su pregón, la comisión de fiestas le hizo entrega de una replica de un barco, como muestra de agradecimiento. En ese momento, todos los miembros de la comisión de fiestas subieron al escenario para hacerse una foto y así inmortalizar el momento. También les acompañaron los párrocos Juan Antonio Gallego, de Valterra, Agustín Lasso, de La Vega y Titerroy, y Berto, después los vecinos disfrutaron con las canciones del cuarteto Stella, que con su ritmo puso el punto y final al primer día de las fiestas.

LO MAS LEÍDO