35 litros por metro cuadrado

Un torrencial aguacero causa preocupación, pero no deja daños en el norte de la Isla

Literalmente este jueves en Haría cayó "un palo de agua" que puso a sufrir a los vecinos del norte. Según el alcalde, José Torres Stinga, fueron 35 litros por metro cuadrado en menos de una hora. A pesar de ello, no hubo pérdidas ...

Literalmente este jueves en Haría cayó "un palo de agua" que puso a sufrir a los vecinos del norte. Según el alcalde, José Torres Stinga, fueron 35 litros por metro cuadrado en menos de una hora. A pesar de ello, no hubo pérdidas ni personales ni materiales que lamentar y, en cambio, los ciudadanos aprovecharon para llenar sus aljibes.

En todo caso, cada vez que llueve en el norte es para cruzar los dedos, si se tiene en cuenta que aún no están finalizadas las obras de corrección de la famosa carretera que conduce a Mala. Una vecina del sector denunció que nuevamente el barro taponó completamente la entrada de su casa.

Obras en ejecución

En el pasado cercano, hubo que cerrar varios tramos de la vía para desarrollar los trabajos de limpieza. El consejero de Infraestructuras del Gobierno canario, Antonio Castro Cordobez, prometió soluciones al problema, pero el alcalde de Haría entiende que es una obra compleja que necesita más tiempo para su ejecución final. "Es una obra de mucho empaque y hay que tener un poco de paciencia", anotó Torres.

LO MAS LEÍDO