El presidente de CC explica el respaldo del Gobierno regional porque votar en contra hubiera sido "irresponsable" y la abstención "nos hubiera visualizado" junto al PP

Rivero tacha el acuerdo de "insatifactorio" y dice que se ha beneficiado a las comunidades gobernadas por el PSOE

El PP responsabiliza a Martín de no haber hecho valer el peso de la población de Canarias para compensar el déficit sanitario

ACN

El presidente de Coalición Canaria (CC), Paulino Rivero, reiteró en Madrid, en conversación con un grupo de periodistas, que el acuerdo de financiación sanitaria alcanzado ayer por el Consejo de Política y Financiera (CPFF) es "insatisfactorio" para el Archipiélago y que en el mismo han primado "los criterios políticos y no la justicia equidad", de manera que "se ha beneficiado" a las comunidades gobernadas por el PSOE y perjudicado a las que han visto más incrementada su población, como Canarias y la mayoría de las gobernadas por el PP.

"Más que un reparto equitativo de los fondos, se ha querido perjudicar o beneficiar a las distintas opciones políticas y la mala suerte es que Canarias también está entre las que han crecido en población".

No obstante Rivero explicó el respaldo del Gobierno regional al acuerdo porque votar en contra hubiese sido "poco responsable" y abstenerse hubiese significado "colocarnos en la misma posición que el PP, y no queríamos que eso se visualizara".

En este sentido consideró que el PP "también es culpable" de la "insuficiencia financiera" del sistema sanitario canario, pues "debía haber corregido" la situación creada por el incremento poblacional en los últimos años de su mandato, aunque también cargó contra el Gobierno central por seguir sin contemplar ese crecimiento en el reparto de los fondos.

En esta misma línea, el también portavoz de CC en el Congreso anunció que ayer tarde ya le hizo constar a su homólogo del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, su "insatisfacción" con el acuerdo y que su formación volverá a hacer lo mismo el próximo lunes, en el primer encuentro que los nacionalistas tendrán en Madrid con el Gobierno central de cara a la tramitación de los Presupuestos Generales del Estado, así como en todos los contactos que mantengan ambos partidos.

Rivero subrayó que aunque el acuerdo tenga un carácter provisional y por dos años "debería haberse corregido" el censo con el que se han efectuado anteriores repartos y recordó que las conclusiones del grupo de trabajo creado al efecto en el Consejo de Política Fiscal y Financiera habían establecido que una de las principales causas de tensión del sistema era el incremento poblacional.

Así, Rivero destacó que una de las principales causas del incremento de población de Canarias -y también de comunidades gobernadas por el PP como Murcia, Valencia o Madrid- había sido la migración desde Andalucía, Galicia o Extremadura, comunidades gobernadas por el PSOE y que en algunos casos incluso habrían perdido población.

Fondo con Baleares

El portavoz de CC anunció que su grupo reclamaría que se modifique el modelo con carácter definitivo antes de los dos años que se marcó ayer el CPFF y también criticó especialmente el criterio de reparto con Baleares del Fondo para hacer frente a la insularidad.

El acuerdo establece que de dicho fondo, de 55 millones de euros, se repartirá al 52 por ciento para Canarias y el 48 por ciento para Baleares,.algo "que no se corresponde en absoluto con la población", dijo Rivero, "pues Canarias tiene el doble".

"Con ese fondo el Gobierno ha tratado de buscar el apoyo de Baleares y así introducir elementos de distorsión en el PP", sentenció Rivero al tiempo que consideró que aunque hay circunstancias comunes a ambos a Archipiélagos, como la insularidad, otros, como la Ultraperificidad, aconsejan que en cualquier negociación vayan "juntos, pero no revueltos".

Subida de impuestos

Por otro lado, Rivero se mostró contrario a una subida de impuestos por parte del Gobierno autónomo para compensar el déficit, tal como ha sugerido el Gobierno central, al tiempo que consideró que la Comunidad Autónoma "no puede sustituir una obligación del Estado".

"Sería absurdo que fuéramos los canarios los que siguiéramos financiando la sanidad", dijo Rivero tras enfatizar que la Comunidad Autónoma "debe luchar" por una cartera de servicios sanitarios básicos "en las mismas condiciones que los demás ciudadanos del Estado", y que, sólo después, podría plantearse una subida de impuestos para conseguir mejoras al alza.

El PP y el peso poblacional

Por su parte, el PP ha criticado duramente el reparto del fondo creado para compensar a los dos archipiélagos, Canarias y Baleares, por el déficit sanitario y ha responsabilizado al Gobierno de Adán Martín de no haber hecho valer el mayor peso de la población de Canarias en la distribución de los 50 millones de euros.

"Con una población que casi dobla la de Baleares, Canarias ha recibido lo mismo, y si el Gobierno de Zapatero nos hubiera dicho que nos conformásemos con menos, también lo habríamos aceptado, porque Adán Martín no fue a la Conferencia de Presidentes a defender a Canarias, sino a acatar lo que diga Zapatero", comentó este miércoles el Secretario de Organización y Comunicación del PP de Canarias.

Los populares califican como "un fracaso" el balance del acuerdo sobre financiación sanitaria alcanzado este martes en Madrid por el Consejo de Política Fiscal y Financiera, con el respaldo del Gobierno de Canarias. "Adán Martín fue el sábado a obedecer, y Mauricio ha ído el martes a firmar este nuevo sablazo a Canarias", resumió Larry Álvarez la aceptación, en dos tiempos, de una oferta de financiación que equipara a Canarias con Baleares, a pesar de que el primer Archipiélago casi dobla en población al segundo.

Álvarez ironizó sobre el reparto de papeles de Adán Martín y José Carlos Mauricio, en las dos reuniones (de presidentes y de consejeros de Finanzas, respectivamente) que han permitido establecer un frágil acuerdo de financiación del déficit sanitario de las Comunidades.

A Adán Martín "le tocó vendernos la idea de que la burra volaba, y a Mauricio le ha tocado el papel más ingrato de decirnos que, en realidad, la burra ni siquiera camina", señaló el portavoz de los populares canarios, refiriéndose a las declaraciones del consejero autonómico de Economía y Hacienda, en las que califica el acuerdo como un simple "parche que deja sin resolver la mitad del problema" financiero del sistema público de Salud de Canarias.

Larry Álvarez se preguntó "qué ha sido de la firmeza de Mauricio en las vísperas de la Conferencia de Presidentes, cuando amenazaba con que Canarias no aceptaría una aportación directa del Estado de menos de 1.200 millones de euros al año para toda España, cuando lo que se ha firmado este martes es una aportación directa de 500 millones de euros y un reparto del fondo específico para Baleares y Canarias que perjudica claramente a nuestra región".

Los populares lamentan, además, que "el Gobierno de Adán Martín no ha sido capaz, ni siquiera, de mantener el frente común con Baleares para que Zapatero cumpla con la deuda histórica de la Sanidad en estas dos comunidades singulares", según explicó.

LO MAS LEÍDO