LA CONCEJAL NIEGA LAS ACUSACIONES Y ASEGURA QUE ESTÁ "MUY TRANQUILA"

La concejal desmiente a Ganemos y asegura que "no hay irregularidades" en la perrera de Arrecife

Carmel Delgado afirma que "no es cierto" que haya irregularidades en los libros, que se "corrigieron" después de que el Seprona les "aconsejara" cómo llevarlos. Niega también los sacrificios de gatos y afirma que está "muy tranquila" tras la denuncia interpuesta...  

 La concejal desmiente a Ganemos y asegura que "no hay irregularidades" en la perrera de Arrecife
La concejal desmiente a Ganemos y asegura que "no hay irregularidades" en la perrera de Arrecife

La concejal de Sanidad del Ayuntamiento de Arrecife ha salido este jueves al paso de la denuncia que Ganemos presentó ante el Seprona sobre la perrera municipal. “Irregularidades no hay. La denuncia que llevaron no debe proceder”, ha afirmado Carmen Delgado, que ha ido desmintiendo las diferentes acusaciones de la formación, como que se sacrifiquen los gatos que llegan por falta de espacio para acoger a estos animales. La edil coincide únicamente con Ganemos en la “falta de personal” de la perrera. “Me parece imposible que este grupo esté utilizando seres vivos para hacer política”, ha lamentado.

Delgado ha explicado en Radio Lanzarote-Onda Cero que el pasado 4 de agosto recibieron la “visita” del Seprona en la perrera. “Nos aconsejaron una manera de llevar los libros, eso se ha corregido, se está llevando correctamente”, ha señalado. De hecho, la concejal afirma que desde la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno de Canarias, que es adonde se remitió la denuncia del Seprona, les han trasladado que “eso está archivado, que no existe ningún tipo de infracción por parte de la perrera municipal de Arrecife”. Por eso, asegura que está “muy tranquila” acerca de esa denuncia presentada por Ganemos. 

En el comunicado que remitió a los medios, el partido afirmaba que no se estaba cumpliendo el mínimo legal de permanencia de los animales en la perrera, que es de 21 días, y que algunos incluso abandonaban las instalaciones el mismo día que llegaban. “Los perros, efectivamente, según la ordenanza tienen que estar 21 días en la perrera. Pero si llega un perro con chip y tiene dueño y el dueño demuestra que es suyo, con su cartilla, es entregado inmediatamente. Normal”, ha aclarado al respecto Carmen Delgado. “No es lo mismo cuando entra un perro que no tiene chip, entonces se debe mantener en las instalaciones 21 días. Una persona que venga y diga ‘ese perro es mío’ no procede, porque no tiene manera de demostrar que es de su propiedad”, ha agregado. En ese supuesto, según indica la concejal, se espera esos 21 días, “se le ponen todas las vacunas, el chip” y se entrega, manifestando que “deben ir por el Ayuntamiento de Arrecife a hacer el censo de animales, que estamos obligados”. 

En su comunicado, Ganemos aseguraba que el paso fugaz de los animales por la perrera se daba especialmente con los cachorros. La edil ha explicado que con esos cachorros sí hay “otra manera de actuar”, ya que “según la ley, a criterio del veterinario, un cachorro no puede ser vacunado”. Esto, ha recalcado la edil, hace que “corra peligro” al estar en la perrera con animales adultos, al no estar “protegido”. “En ese caso sí se dan inmediatamente”, ha reconocido Delgado, que ha incidido, no obstante, en que “los cachorros no se escapan”, dando a entender que esos animales habrían sido abandonados. “Es muy difícil que captures un cachorro que se ha escapado. Si nos ponemos a analizar, un cachorro que no está vacunado tampoco es conveniente sacarlo a la calle, te lo recomienda el veterinario. Por tanto, es imposible que se te escape”, ha argumentado. Cuando se trata de animales nacidos en la propia perrera también tratan de “darles la más rápida salida”, en cuanto se destetan de la madre ya se les puede “vacunar y hacer entrega”, ha agregado. 

 

“No es cierto” que se sacrifiquen los gatos 


“Con los gatos hay un problema, porque no disponemos de gatera”, ha admitido la edil sobre otra de las acusaciones de Ganemos. Desmiente, sin embargo, que la ausencia de esas instalaciones adecuadas haga que sacrifiquen a los felinos que llegan a la perrera. “No es cierto. Yo llevo en la Concejalía de Sanidad 4 meses, en ese tiempo han entrado 3 gatos. De dos se hacía entrega inmediatamente, a Sara o a otra protectora, porque no disponemos de medios. El tercero, desgraciadamente, fue uno que entró atropellado y murió al entrar. No fue sacrificado”, sostiene.

Sí reconoce, no obstante, que realizaron una “captura masiva” de gatos en las dependencias de la Policía Nacional. Según ha relatado, el cuerpo policial se puso en contacto con la Concejalía de Sanidad porque tenía una “plaga” de estos animales en sus cocheras. Se pusieron entonces “trampas” para llevar a cabo la “captura”. Carmen Delgado ha indicado que eran “gatos salvajes” y “no había manera de dar salida a tantos cachorros”. Según ha subrayado, “entonces lo recomendado es eso”.  

De otro lado, Ganemos afirmaba que “las instalaciones están siempre abiertas, por lo que a cualquiera le es muy fácil acceder y hacer lo que le plazca con los animales”. “En tales condiciones de abandono y falta de vigilancia, no es raro que el propio libro de registro reconozca dos robos”, agregaban. La concejal sí reconoce el robo de dos cachorros, que según ha señalado denunciaron ante la Policía Nacional, pero recalca que, aunque “la puerta principal está abierta”, “las jaulas están con candados y cerradas”. “La gente puede entrar y mirar, pero no acceder a las jaulas”. 

 

“Faltaría más personal”


Sobre los recursos humanos de los que dispone la perrera, Delgado ha admitido que les haría falta “más personal”. La edil ha explicado que 3 personas se encargan de la “limpieza y mantenimiento” de todos los animales, pero una de ellas está de baja. “Si hay que salir a hacer una captura porque nos llama la Policía porque hay un perro que está estorbando a la circulación o lo que fuera, la perrera tiene que cerrar”, admite.

Además, la perrera cuenta con un veterinario que, no obstante, dentro de sus tareas, además de las adopciones o la atención a los animales, también tiene “otras encomiendas”, como “realizar informes o lo que proceda”. “No puede estar todo el día allí porque también en la concejalía se le requiere”, ha explicado. 

LO MAS LEÍDO