Aplazados tres juicios de la Audiencia Provincial en Arrecife

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número dos de Arrecife vivió una intensa jornada en la mañana de ayer, donde la Audiencia Provincial de Las Pasmas escuchaba varios juicios correspondientes a Lanzarote. Aunque uno de ...

Aplazados tres juicios de la Audiencia Provincial en Arrecife
Aplazados tres juicios de la Audiencia Provincial en Arrecife

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número dos de Arrecife vivió una intensa jornada en la mañana de ayer, donde la Audiencia Provincial de Las Pasmas escuchaba varios juicios correspondientes a Lanzarote. Aunque uno de los procesos por delito contra la salud pública celebrados se llevó más de tres horas, al menos tres vistas orales, las más importantes, fueron suspendidos por diversas razones.

Y así, la Audiencia se disponía a juzgar a Ahmed L. por un delito de agresión sexual y lesiones, pero la vista tuvo que ser suspendida por incomparecencia de uno de los testigos y del médico forense.

Hechos

Los hechos se remontan al año 2003. Según se desprende del sumario del caso, el acusado, "indocumentado, mayor de edad y sin antecedentes penales, el día dos de diciembre de 2003, con ánimo de satisfacer sus impulsos libidinosos se acercó a Raquel B.C., que se encontraba en la parada de taxis de Playa Blanca para hablar con ella, tras lo cual la agredida decidió no esperar al taxi, emprendiendo a andar, momento en que el acusado la siguió y a la altura del complejo hotelero Casas del Sol se abalanzó sobre ella, tirándola al jardín e intentando forzarla para mantener relaciones sexuales.

Entonces ella opuso fuerte resistencia e impidió que el implicado le arrancara la ropa. Mientras sucedía la agresión, Ahmed le decía que se mantuviera quieta y le tapaba la boca para que no gritara", amenazandola de muerte. "Como consecuencia de los hechos, la víctima sufrió lesiones, que requirieron de una asistencia facultativa, con seis días de curación sin impedimento para sus ocupaciones habituales".

Por el delito de agresión sexual, el acusado, que se encuentra en libertad, podría enfrentarse a una pena de cinco años de prisión, además de la inhabilitación especial para el derecho pasivo de sufragio durante el mismo tiempo, además de dos meses de multa con cuota diaria de 12 euros por la falta.

Además, en cuanto a la responsabilidad civil, solicita la Fiscalía que el acusado deba pagar 6.000 euros a la agredida en concepto de lesiones y perjuicios morales.

Homicidio en grado de tentativa

Sobre las 13.45 de la tarde de ayer estaba prevista la celebración de la vista oral por un supuesto delito de homicidio en grado de tentativa, contra un ciudadano marroquí, Sadik Babtich. La vista no se pudo celebrar por la ausencia de uno de los médicos forenses que tenía que declarar, el mismo que en el caso de la agresión sexual.

Según el sumario del caso, "el día 11 de febrero de 2003, sobre las 5.00 horas, el acusado mayor de edad y sin antecedentes penales, nacido en Guelmim (Marruecos), durante el transcurso de una pelea en los apartamentos Los Molinos de Costa Teguise con Abderahman S., le clavó a éste un cuchillo en el abdomen con la intención de causarle la muerte, no consiguiendo su proposito. La víctima requirió de una primera intervención quirúrgica el mismo día de los hechos, al sufrir perforación intestinal , laceración y hemoperitoneo, reparada mediante laparotomía".

Además, fue necesaria "una segunda intervención el 14 de marzo de 2003 por síndrome de subcusión intestinal debidas a bridas. Estuvo impedido y tardó en curar sus heridas 30 días, de los que 18 estuvo ingresado en el hospital, quedándole como secuela una cicatriz de 2 centímetros en el flanco derecho abdominal, y otra quirúrgica de 20 centímetros en la región abdominal media".

Por el delito de homicidio en grado de tentativa, el acusado, que se encuentra en prisión preventiva, se enfrenta a una petición de una pena de ocho años de prisión, además de la inhabilitación especial para el derecho pasivo de sufragio durante el mismo tiempo.

Igualmente, el acusado deberá indemnizar al agredido con 2.340 euros por lesiones y 7.100 euros por las secuelas.

LO MAS LEÍDO