17/Oct/2017

CASI TODOS LOS ACUSADOS HAN RESPONDIDO SOLO A SUS PROPIOS ABOGADOS

Gladys Acuña y los ediles que autorizaron la actividad de Stratvs se escudan en el secretario y tampoco responden al fiscal

Todos han asegurado que cuando autorizaron la licencia desconocían los informes negativos que también constaban en el expediente de Stratvs, que se han exhibido durante el juicio. Y también el ex secretario ha asegurado que no los había visto

Imagen de la declaración del ex secretario durante el juicio (FOTOS: Sergio Betancort)
Imagen de la declaración del ex secretario durante el juicio (FOTOS: Sergio Betancort)
Gladys Acuña y los ediles que autorizaron la actividad de Stratvs se escudan en el secretario y tampoco responden al fiscal

La primera jornada del juicio del caso Stratvs ha llegado a su fin tras una rápida ronda de declaraciones de los acusados, ya que casi todos se han negado a responder al Ministerio Fiscal y a las acusaciones particulares y popular. Al igual que ha comenzado haciendo el ex alcalde de Yaiza, José Francisco Reyes, la actual alcaldesa y todos los miembros de la Junta de Gobierno que autorizó la licencia de actividad de Stratvs se han acogido a su derecho a no declarar y han respondido solo a las preguntas de sus propios abogados.

Así, tanto Gladys Acuña como los ex concejales Leonardo Rodríguez, Evaristo García y Juan Lorenzo Tavío Santana han centrado su declaración en hablar de los informes positivos que obraban en el expediente, pero no han dado explicación sobre los dictámenes negativos que también existían cuando otorgaron ese permiso, tal como había subrayado previamente el fiscal.

Además, los cuatro han coincidido en señalar al que era secretario de Yaiza, Vicente Bartolomé Fuentes, como responsable de trasladarles la información del expediente durante la Junta de Gobierno en la que se otorgó la licencia de actividad, en el año 2008.  “El secretario decía que tenía todos los parabienes”, “confié en el buen hacer del secretario”, ha sostenido Evaristo García, con un mensaje que después han ido repitiendo los otros integrantes de la Junta de Gobierno, apuntando así a otro de los acusados que se sienta en el banquillo.

 

"Esa letra no es mía, yo no he visto informes"


“No había ni un solo informe desfavorable, todos eran favorables”, ha asegurado por su parte el ex concejal Lorenzo Tavío Santana, coincidiendo también en que confiaron “en los técnicos municipales y en el secretario”. Sin embargo, durante la primera jornada del juicio se han exhibido varios informes que constaban en el expediente y que eran negativos. Incluso, en la propia carátula del expediente se hacía referencia a uno de ellos, dentro de una lista donde se enumeraban algunos de los documentos que contenía.

“Esta letra desde luego no es mía. Yo no he visto informes”, ha respondido por su parte el ex secretario, que junto a otro técnico de Yaiza, Andrés Morales, y uno del Cabildo, Manuel Jesús Spínola, han sido los únicos en responder a las preguntas del fiscal. En su declaración, pese a que entonces era el secretario del Ayuntamiento, Bartolomé Fuentes ha defendido que no conocía todo el expediente, que no era el encargado de “custodiarlo” y que él solo vio informes positivos. “¿Por qué no vio el resto?”, le ha preguntado el fiscal Stampa tras mostrarle esos documentos. “No lo sé”, ha respondido el acusado.

En cuanto a la carátula donde aparecía nombrado uno de esos dictámenes, concretamente como “informe negativo de sanidad”, el fiscal le ha hecho leerlo durante la vista y lo que ha leído en voz alta Bartolomé Fuentes es “informe jefatura de sanidad”. “Ahí pone informe negativo. ¿Usted lee informe jefatura?”, ha enfatizado el representante del Ministerio Público.

 

"Uno se arrepiente de no haber hecho cosas que le hubieran exonerado"


“Este ex funcionario que les habla no era quien abría la carpeta y examinaba los documentos”, ha añadido después el ex secretario, cuando el presidente de la Sala ha intervenido para pedirle que respondiera a “una pregunta muy concreta” de fiscal, sobre si advirtió a los concejales que formaban parte de la Junta de Gobierno de que había un informe negativo de Sanidad.

Respecto a quién se encargaba entonces de revisar esos informes y trasladar su contenido a los ediles, Bartolomé Fuentes ha respondido que “el técnico”, aunque no ha precisado su identidad. Y tampoco ha sabido explicar por qué el nombre de ese técnico no aparece en el acta de la reunión. “Por la seguridad de que no iba a pasar nada. Y luego uno se arrepiente de no haber hecho cosas que le hubieran exonerado de responsabilidad”, ha añadido el ex secretario.

Tanto él como la alcaldesa y los concejales han hecho referencia a la presencia de ese “técnico”, aunque ninguno le ha puesto nombre. Sin embargo, sí lo hicieron durante su declaración en fase de instrucción, asegurando casi todos que quien asistió a la reunión fue el jefe de la Oficina Técnica, Antonio Lorenzo. Sin embargo, éste aportó en su día un certificado que acredita que en esa fecha se encontraba de vacaciones. Por eso, durante el juicio casi todos han variado su declaración, señalando que quien acudió a esa sesión fue la arquitecta municipal y “el técnico de Actividades Clasificadas”.

 

"Uno no se sienta ahí como un borrego"


Por su parte, el ex secretario ha declarado que los concejales tenían "a su disposición los expedientes" para poder consultarlos, tal como se hacía constar en la convocatoria de la reunión. "Uno no se sienta como un borrego", ha señalado sobre este punto la alcaldesa, tras responder que a su abogado que ella "no leía íntegramente los informes", pero que en la Junta el técnico les daba una explicación "de forma somera".

En cuanto al papel de Bartolomé Fuentes, ha señalado que era el encargado de "revisar" el expediente cuando la Concejalía "entendía que estaba completo" y lo pasaba a Secretaría, antes de llevarlo a a Junta de Gobierno. "No fui advertida por nadie. Si yo hubiese tenido la más mínima duda, se queda sobre la mesa. Y si hubiese habido algún informe negativo, se hubiese votado en contra", ha asegurado la alcaldesa.

En la misma línea se ha pronunciado su entonces socio de gobierno, Leonardo Rodríguez, que como abogado ha decidido ejercer su defensa y se ha sentado junto al resto de los letrados y no en el banquillo con los otros nueve acusados. En su declaración, Rodríguez ha asegurado que no conocían el expediente hasta el momento de celebrarse a Junta. Y según él, "todos los informes, de forma contundente, informaban favorablemente", por lo que no vieron "ningún motivo para votar en contra". "No nos lo decían de viva voz, teníamos acceso visual a los informes", ha afirmado el ex concejal, pese a que durante la vista se han mostrado distintos informes negativos que formaban parte de expediente, y sobre los que ni los ex concejales ni la alcaldesa han querido responder a Ministerio Fiscal ni a las demás acusaciones.

En esta sección
Comentarios