18/nov./2019

Sobre la locura y el aislamiento

Sobre la locura y el aislamiento

Hoy va un pequeño cuento, irreal e imposible de suceder: 'Separados'. 

Mazén, es un hombre de 30 años, Esquizofrénico —que se escribe con E mayúscula— que había huido de un país vecino en guerra. Consiguió embarcar con la familia de su hermano gemelo que siempre le había cuidado, Samir y Rana y cinco niños: Ahmad, Khaled, Mohamed, Fátima y Sara. Durante el trayecto hasta Europa —que se escribe con e minúscula— pasaron todas las calamidades reseñables en un catálogo de calamidades. 

Dos de los niños murieron en el intento, su hermano Samir perdió la cabeza y atacó brutalmente a un traficante de almas y está en prisión, y su cuñada se prostituye ensimismada en un no ser por las calles de cualquier ciudad. Mientras, de los tres chicos, uno está desaparecido, otro pertenece a una banda de matones y el pequeño subsiste medio abandonado con su madre. 

Mazén, al que la vida misteriosamente y en plena locura paradójica lo trajo sano y salvo hasta europa —que se escribe con e minúscula—, fue recogido por una psiquiatra que buscaba esquizofrénicos callejeros para experimentar una nueva terapia; una mujer noble, compasiva y entregada al bien común. 

La terapia funcionó y él ahora es capaz de tener una vida casi "normal". Tiene hogar, alimentos un pequeño trabajo y afecto humano en el centro donde lo tratan. No sabe qué sucedió con su familia. Mazén se pregunta cuál es la locura del resto. Y cómo puede ser tratada si la padecen todos los demás. Eso se lo pregunta en los momentos de máxima lucidez y dolor. 

Cómo conseguir que dejen de oír esas voces en su mente que una y otra vez le dicen que están separados, que son distintos del resto. Que son víctimas de todo. Cómo conseguir que dejen de oír esas voces en sus cabezas que una y otra vez los empujan a la guerra.

Las Islas


Las Islas. Cualquier día se levantarán hasta los mismísimos y pedirán cuentas al que las definió por el mar que las rodea. ¿Islas? ¿Aislamiento? ¿Quién dijo que el mar separa? Tal vez separe más el bosque o las montañas, las propiedades o las fronteras. El mar es espacio, como espacio es la distancia, como espacio es la añoranza o como espacio es la espera; espacio es lo que se fue y espacio es lo que retorna. 

Gracias nubes, veleros de la cordura.

Por Ginés Díaz

Comentarios