23/feb./2020

CONSTAN AL MENOS TRES ATERRIZAJES EN ESTA ISLA DESDE 2007

La avioneta con 400 kilos de cocaína ya había aterrizado otras veces tanto en Lanzarote como en Fuerteventura

El avión fue interceptado esta vez en la isla vecina, pero sus tripulantes no fueron detenidos en el momento y habrían huido en barco a Lanzarote, donde los buscaba la Guardia Civil

La avioneta con 400 kilos de cocaína ya había aterrizado otras veces tanto en Lanzarote como en Fuerteventura

La avioneta que llegó esta semana a Fuerteventura con 400 kilos de cocaína ya había aterrizado en ocasiones anteriores en ese mismo aeropuerto y también en el de Lanzarote. Según publica el diario La Provincia, constan al menos tres aterrizajes en esta isla en los años 2007, 2008 y 2012, aunque en teoría solo para repostar. Además, lo pasados 10 de marzo y 22 de marzo el mismo avión aterrizó también en Fuerteventura.

En la última ocasión, en la noche del pasado martes, la avioneta despertó las sospechas de los agentes. Así, tras identificar a los dos tripulantes, el aparato quedó intervenido para su inspección hasta el día siguiente, dado que aterrizó a las 21.17 horas. Los dos tripulantes no fueron detenidos en ese momento y se desplazaron hasta un hotel de la zona turística de Caleta de Fuste, en el municipio de Antigua, pero cuando los agentes trataron de arrestarlos ya habían abandonado el establecimiento hotelero.

La Guardia Civil y el Cuerpo Nacional de Policía rastrearon entonces los vuelos que salieron de Fuerteventura y de los muelles para comprobar si habían salido de la isla, pero el resultado fue negativo. Finalmente, las pesquisas determinaron que alquilaron un barco privado para salir de Fuerteventura, previsiblemente con rumbo a Lanzarote, donde con documentación falsa intentarían abandonar la isla conejera, sin que hasta el momento haya trascendido su detención.

En cuanto a la ruta seguida por la avioneta, el pasado día 22 ya había estado en Fuerteventura, aunque en este caso para cargar combustible y completar su ruta desde Madrid hasta Guinea Conakry, luego a Cabo Verde y finalmente hasta Fortaleza (Brasil), donde presuntamente habría cargado la droga antes de regresar a España. Después, a la vuelta hizo el mismo recorrido, hasta ser interceptada en Fuerteventura, aunque todo apunta a que aún tenía prevista otra escala en una provincia española y en varios países europeos para ir descargando la droga.

 

Lea la noticia completa en La Provincia

En esta sección
Comentarios