06/dic./2019

Una anciana víctima de un robo con violencia en Arrecife agradece la atención de la Policía Nacional

"Fueron fiel ejemplo de lo que debería imperar en la sociedad: cariño, bondad, profesionalidad y dedicación", señala la mujer de 71 años, que tuvo que ser atendida en el Hospital por lesiones 
Una anciana víctima de un robo con violencia en Arrecife agradece la atención de la Policía Nacional

La mujer de 71 años que fue víctima de un robo con violencia en Arrecife que se saldó con las detenciones de dos jóvenes de 17 y 19 años de edad ha querido agradecer su labor y atención a los agentes de la Policía Nacional. "Fueron fiel ejemplo de lo que debería imperar en la sociedad: cariño, bondad, profesionalidad y dedicación", señala la víctima en una carta que ha enviado al comisario del cuerpo policial y que ha querido hacer pública a través de La Voz de Lanzarote. 

Según cuenta en su escrito, el robo tuvo lugar el pasado 10 de noviembre, cuando se dirigía a ejercer su derecho a voto en las elecciones generales. Tres días después, la Policía Nacional informó de las detenciones, afirmando que se habían producido después de que agentes que se encontraban realizando labores de prevención de la delincuencia observase como dos individuos estaban forcejeando con una mujer para sustraerle el bolso. 

Tras lograr robarle el bolso y al percatarse de la presencia policial, estas dos personas empezaron a correr, siendo posteriormente interceptados por los agentes, que procedieron a su detención como presuntos autores de un delito de robo con violencia. 

"Quiero expresarle mi agradecimiento hacia los funcionarios de ese cuerpo que me atendieron en tan dañoso y desagradable momento", afirma la víctima, que tuvo que ser trasladada al Hospital tras el robo para ser atendida de las lesiones sufridas como consecuencia del forcejeo. 

"No fue solo la diligencia mostrada por tales funcionarios en el cumplimiento de sus obligaciones sobre la seguridad ciudadana, sino el trato amable y cariñoso que tuvieron para conmigo tanto en el momento de la asistencia, como posteriormente en el traslado al centro hospitalario y a las dependencias de la Comisaria", apunta la mujer, que señala que "bien se sabe que en esos hechos violentos se unen daños físicos con los psíquicos, sensación de impotencia, nerviosismo, y recuerdos de lo padecido". 

En esta sección
Comentarios