23/jul./2019

PIDE DISCULPAS A CC PORQUE TRASCENDIERAN SUS NEGOCIACIONES

Jemi Robayna habla de su marcha, de su regreso y del expediente a Monzón: “Todo esto se ha salido de madre”

El presidente de San Borondón cree que el edil de Yaiza hizo declaraciones "bajo el cabreo" y afirma que el expediente disciplinario abierto contra él es solo "un toque de atención", porque las negociaciones con otros partidos debían mantenerse "en secreto"

¡
¡
Jemi Robayna habla de su marcha, de su regreso y del expediente a Monzón: “Todo esto se ha salido de madre”

Más de un mes después de que Jerónimo Robayna anunciara que dejaba la presidencia de San Borondón, decisión que rectificó a las dos semanas dejando sin efecto su renuncia, el presidente del partido ha hablado sobre los motivos de su marcha y de su regreso, así como sobre el expediente disciplinario que ha abierto tras su vuelta al concejal en Yaiza, Juan Monzón. "Todo se ha salido de madre", ha manifestado Robayna, que ha afirmado que el expediente disciplinario abierto al edil es solo un "toque de atención", porque cree que realizó declaraciones sobre la situación del partido "bajo el cabreo" y porque considera que las negociaciones con CC y otros partidos debían haberse mantenido "en secreto".

 

- El pasado 2 de octubre usted renunciaba a su acta de concejal en el Ayuntamiento de Tías y anunciaba que dejaba también la presidencia de San Borondón y que abandonaba la política definitivamente. Sin embargo, 20 días después rectificaba y dejaba sin efecto su renuncia. ¿Cuáles fueron los motivos que le llevaron en su momento a dimitir y qué fue lo que le hizo dar marcha atrás posteriormente en su decisión?

- Ya se mandó una nota de prensa donde se explicaba todo desde San Borondón y mi persona y se publicó. Mi dimisiñón fue sobre todo por los temas familiares, la empresa. Llevaba ya diez años en política y pensé en tomar la decisión de dar un paso atrás y empezar nuevos proyectos con la empresa y tal, porque mis hermanos y mi familia se habían dedicado a hacer una parte de mi trabajo y me tocaba. Teníamos nuevos proyectos y mi idea era alejarme un poco de la política ayudando desde atrás, pero no figurando, para dejar vía libre a las personas que fueran a entrar. Después decidimos que no. Mis compañeros empezaron a llamarme todos los días, sobre todos los de Tías, que son los que empezaron el partido, los que estuvieron ahí siempre en la asamblea insular y han trabajado sin esperar nada a cambio desde el primer día. Ellos no veían que se estaban haciendo las cosas como se hacían antaño, como a ellos les gustaba, y me llamaron para ver si quería continuar. Tuve reuniones con muchos de ellos y al final hablé con mis hermanos, llegué un acuerdo con ellos y con mi padre de que ellos harían una parte de mi trabajo, y me convencieron mis compañeros de seguir adelante. 

- Entiendo que tu baja como presidente de San Borondón no llegó a tramitarse en el Ministerio y por eso pudiste retomar la presidencia, ¿no? 

- No se tramitó en ningún lado. Yo solo presenté un papel donde decía que quería dimitir y se puso a Mohamedi ahí, pero eso tenía que estar firmada por la secretaria,  María Dolores Rodríguez, que es la que tenía que haber recibido esto. Pero ya se han hecho asambleas y se ha ratificado mi nombramiento como presidente.

- Cuándo presentó su dimisión, hubo varios compañeros de San Borondón que mostraron su sorpresa porque decían que no lo había comunicado al partido. Además, también afirmaban que usted había propuesto una alianza con CC y que no había encontrado apoyos. ¿Influyó ese rechazó de la asamblea a sellar un pacto con CC en su decisión de dimitir?

- Absolutamente nada, no tuvo nada que ver. Yo llevo 10 años en política y estas circunstancias de pactos y otras cosas, de llevar cosas a la asamblea y de no tener el apoyo, ha pasadp siempre y no tengo problema en decirlo. Yo propongo cosas para que la gente también debata, saque sus propias conclusiones y después decidan. Se decidió no ir con nadie y no pasó nada. Ese no es el tema de mi marcha, porque esto ha pasado muchas veces. Además, esto es un tema que se tenía que mantener en secreto y no se ha mantenido, porque hay que guardar un respeto a las otras partes. Yo nunca dije nada, solo que tuvimos un contacto, que la asamblea dijo que no y se acabó. Esa ha sido mi conversación de esto y no va a haber ninguna más, porque no tiene nada que ver con mi marcha, en absoluto. Han salido rumores y compañeros diciendo eso, pero bueno, lo entiendo. Si me hablan de Juan Monzón, si una persona no sabe sacar sus conclusiones, a lo mejor en ese momento de cabreo, suelta. Yo, sinceramente, no tengo nada en contra de esas palabras, porque creo que muchas veces se hacen en base al cabreo, al enfado y a no saber el por qué yo dimitía en ese momento. 

- ¿Pero usted sí era partidario de esa alianza con CC?

- No, yo soy partidario de ponerlo encima de la mesa siempre. Las cosas se tienen que negociar y después ponerlo arriba de la mesa para que el partido decida. Nosotros hemos tenido contactos con muchos partidos y eso no quiere decir que yo sea partidario de uno o de otro. Yo nunca he manifestado eso. Sí era partidario de seguir negociando, pero nada más, pero con todos, para después llevar esas propuestas a una asamblea insular. Cuando se votó en la asamblea, yo voté en contra de ir con CC y con cualquiera también. Lo que pasa que lo que se habla en las asambleas debe quedar ahí, pero todo esto se ha salido de madre. Yo siempre suelo guardar en secreto lo que se habla, porque es de régimen interno, y eso es lo que he hecho siempre. 

- ¿Y ahora mismo hay negociaciones con CC o con otros partidos?

- Ahora mismo no hay negociaciones con nadie. Estamos haciendo nuestras asambleas, regulando cómo vamos a ir a las elecciones. Y a partir de ahora si hay que negociar con otros partidos, volveremos a negociar sin problema ninguno. Todo está parado en ese sentido. 

- Tras su vuelta a la presidenta de San Borondón se abrió expediente disciplinario al concejal en Yaiza, Juan Monzón, al que se le suspendió provisionalmente de militancia. Él  vinculo la apertura de dicho expediente a sus declaraciones que hizo sobre las negociaciones con CC y denunció además que éste se le había abierto sin llevarse a la asamblea, afirmando que había sido una decisió unilateral suya. ¿Qué tiene que decir al respecto?

- El expediente lo abre el presidente porque tiene esa competencia, no es que sea unilateral, es que tiene esa competencia. Yo lo he hecho internamente para que todo se solucione desde dentro y todavía estoy pendiente de solucionarlo internamente, porque esos problemas no tienen que salir a la luz ni a los medios de comunicación porque son de régimen interno. Por eso San Borondón lo mandó por burofax, como se debe hacer, porque las palabras se las lleva el viento y nosotros lo que intentamos es mejorar para que estas cosas no vuelvan a ocurrir, no para que Juan Monzón se vaya del partido. Esa nunca ha sido la intención de Jerónimo Robayna ni quiero que sea. Sé que se puede sentir molesto, pero hay que dar ejemplo para que los demás sepan que hay cosas que se pueden decir en los medios porque son de régimen interno. Y cuando es así, las competencias las tiene el presidente, que es quien tiene que anunciar cualquier acuerdo que se tenga o cualquier cosa del partido. Pero sinceramente, no hay nada más. Yo lo único que deseo es que Juan Monzón siga en San Borondón, eso lo tengo bastante claro, porque creo que es una persona que ha trabajado muy bien. Y si se tuviera que ir por cualquier motivo, sería una pérdida muy grande para San Borondón, porque yo no he venido a la política para estar jugando, sino para hacer las cosas como se tienen que hacer, y yo valoro a las personas que trabajan. Pero también tenemos que tener claro que el presidente está para algo. El presidente no está solo para llevarse los marrones, para buscar el dinero y para organizaar el partido, está también para dar un toque de atención cuando cree que hay cosas que se hacen mal, pero el presidente nunca echa a nadie a la calle. El presidente lo único que hace es abrir un expediente sancionador, disciplinario. ¿Qué quiere decir? Que ahora se nombrará al instructor, se creará la comisión de disciplina y luego irá a la asamblea insular que es la que va a decidir. Entonces, yo creo que han sacado esto de contexto. Juan Monzón no lo ha entendido bien, no hemos tenido esa comunicación. Suele ocurrir que cuando anuncias esto hay un distanciamiento y él no lo ha entendido bien, pero bueno, estamos para hablar y llegar a soluciones. Y en caso de que no se llegue, mi amistad la va a tener siempre, eso lo tengo claro, aunque ojalá se reconduzca porque sería una pérdida para San Borondón.

- ¿Y el motivo de la apertura del expediente a Juan Monzón fueron sus declaraciones sobre esas negociaciones con CC?

- Esa es una cosa que ha dicho él, yo no voy a decir las otras. Él dijo eso en los medios de comunicación, pero yo soy muy respetuoso con las cosas que hago en ese sentido, porque creo que puede haber personas que salgan perjudicadas. Yen este caso puede ser Juan Monzón, y yo no voy a decir ni una palabra que le pueda dañar a él. Yo los actos los hago como presidente, no por hacer daño a nadie. Tengo un buen concepto de él y él puede haberse sentido agraviado y lo entiendo, y sinceramente sobre los comentarios que ha soltado no voy a poner ningún punto sobre ellos, porque creo que se hacen bajo el cabreo, el enfado y la decepción. A lo mejor si esta persona hubiera escuchado los motivos cuando se los dijera yo internamente, como debe ser, porque esto no tendría que haber salido nunca en los medios de comunicación ni de su persona ni de nadie, hubiéramos llegado a un acuerdo rápido, pero cuando las cosas se hacen pública, puede ser también bajo la poca expediencia... Aunque eso no va a er nada malo para que podamos negociar un acuerdo, eso lo tengo clarísimo, porque ante todo están las siglas de San Borondón que las personas. 

- ¿Y ha podido usted hablar en este tiempo con Juan Monzón?

- Él me llamó una vez directamente cuando yo dimití y le dije que las manifestaciones las haría yo, que por favor no hiciera más manifestaciones para hacerlo yo internamente, pero siguió hablando. Eso es lo único que le puedo decir. Y ahora he contactado con la persona que quedó en San Borondón como el encargado de negociar, no el que quedó de presidente, porque para eso está la secretaria, y se puso en contacto con él para hacer una reunión y él me dijo que ya cuando él lo viera bien me daría la contestación. Yo he dado mis pasos y ojalá todo salga bien. 

- No obstante, Juan Monzón anunció la posibilidad de denunciar en los Juzgados esa apertura de expediente por parte de San Borondón. ¿Sabe si lo ha hecho?

- Ni lo sé ni me importa. Yo creo que cuando una persona se ve agraviada puede hacer todo lo que crea conveniente. Yo he seguido los pasos del partido, lo tengo bastante claro, y es mi primer expediente en 10 años para que se me tache de muchas cosas. Yo solo lo he hecho para que las personas vean que hay unos trámites dentro de un partido, que hay que seguirlos, y nada más. Y en caso de una simple reunión se hubiera solucionado, pero bueno, todavía es solucionable. Yo siempre busco la buena voluntad de las personas y, sinceramente, si tengo que ceder voy a ceder, porque creo que el partido se merece que continúen todos, aunque a veces hay que dar un toque de atención para que las personas vean que cada uno tiene sus competencias. 

- Hablaba antes de que las negociaciones con los otros partidos de cara a las elecciones están paradas pero con posibilidad de volver a reiniciarse. Recientemente, el consejero del Cabildo, Juan Manuel Sosa, también afirmó que las conversación para su incorporación en San Borondón estaban en standby. ¿Se van a retomar?

- Sí, ahora mismo está paralizado todo, porque después de todo este tema creo que ahora tenemos que sentar bien las bases. Hemos tenido nuestras asambleas insulares y nuestras reuniones y vamos a articular pasos para que esto no vuelva a ocurrir en el partido. Estamos conformando la asamblea insular, poniendo las competencias claras, definiendo bien los estatutos, que prácticamente están bien pero que hay que retocar dos boberías con el tema de competencias, porque hay que crear otros cargos en el partido para las elecciones y creo que deben estar mejor definidos en los estatutos, no por nada más. Y creo que con Sosa hay que esperar, ya tendremos las conversaciones cuando la directiva me dé la prioridad de hablar con él. Ahora mismo, no. Primero vamos a arreglar nuestra casa, aunque está bastante bien pero hay que matizar algunas cositas, y después ya tendremos las reuniones con las personas que crean que es atractivo San Borondón. Yo, sinceramente, con todos los partidos que nos hemos sentado, chapó a todos ellos. Y sobre todo disculparme con CC, porque si hemos tenido una negociación con ellos y ha salido a la luz no ha sido por mi persona, pero yo como responsable máximo de San Borondón me tengo que disculpar.

- Ha mencionado  que se están modificando estatutos, que se nombrarán nuevos cargos... ¿Puede explicar qué se está haciendo concretamente?

- Es el tema organizativo. Muchas veces los estatutos se hacen estándar, porque es un partido pequeño, estás aprendiendo, y llevamos ocho años nada más. Y claro, son unos estatutos que solo se han cambiado dos veces, la primera cuando se constituyó el partido, y la segunda para hacerlo un partido insular. Esos son los cambios que han tenido. Los estatutos no han tenido ninguna variación desde el 2008, solo el cambio de pasar de partido municipal a insular para poder presentarnos a toda la isla como hicimos en 2015. Pero hay que definir organigrama, personas de organización electoral, y todo esto hay que dejarlo bastante claro para que cualquier cambio esté registrado, valga la redundancia, en el registro de partidos del Ministerio del Interior, y que cada uno sepa las comopetencias que tiene. 

- Desde que anunció su dimisión el pasado 2 de octubre no había querido hacer declaraciones a los medios de comunicación. ¿Por qué ese silencio hasta ahora?

- Al principio, porque cuando tomé la decisión de dimitir, creí que tenía que guardar unos días para intentar explicar bien cuál era mi postura en ese momento. Iba a esperar una o dos semanas, pero después empezaron todos acontecimientos de declaraciones y eso, y lo paralicé. Después tuve una semana de viaje con mi hijo en Madrid, y lo voy a decir bastante claro, no voy a estar metido en política para una semana que pasó con mi hijo que está estudiando. Y después tuve un percance de una persona, de mi tía, que es como mi madre, que tuvo un problema y que tuvo que ir en helicóptero para el Negrín. Me quedé una semana en Las Palmas también y creo que es más importante eso que todo lo demás. AY ahora que mi tía está muy bien y yo estoy tranquilo es cuando creo que puedo soltar mis comentarios y decir mis declaraciones con conciencia de lo que estoy diciendo y no bajo el cabreo o la decepción de tener a una persona en el hospital o de otras cosas. 

En esta sección
Comentarios