22/jul./2019

"EL MAL ESTÁ EN EL SISTEMA" Y LA CORRUPCIÓN, "EN TODOS LOS PARTIDOS"

Manuel Cabrera: “Intentaremos hacer las cosas bien para que la gente vuelva a confiar y si no, el PIL desaparecerá”

El candidato del PIL al Cabildo explica que ha vuelto al partido porque le “dejan hacer las cosas" a su manera. Sobre la corrupción política, asegura que “el mal está en el sistema”. “Aunque uno vaya a Ciudadanos o a Podemos, se va a encontrar lo mismo”...

Manuel Cabrera: “Intentaremos hacer las cosas bien para que la gente vuelva a confiar y si no, el PIL desaparecerá”

Manuel Cabrera ha regresado a la esfera política con la intención de “hacer las cosas bien”. Tras abandonar el PIL por discrepancias con la dirección en la pasada legislatura, ahora ha vuelto como su cabeza de lista al Cabildo de Lanzarote. “Me dejan hacer las cosas un poco a mi manera y en ese sentido tenía que aceptar el reto, porque para mí es un reto personal”, explica Cabrera sobre su regreso. El candidato defiende que “en el PIL hay una serie de personas que son muy buenas, muy humildes y que tienen ganas de hacer las cosas bien por Lanzarote”. “Yo me encuentro entre ellas”, afirma. 

Manuel Cabrera es consciente de que el partido no pasa por su mejor momento y ha perdido votantes. Considera que en las anteriores elecciones “fue el caballo castigado con toda la razón del mundo”. Cree que el partido “ha tomado nota de que el pueblo de Lanzarote castigó duramente al PIL en las últimas elecciones” y sostiene que, ahora, “necesita ser un partido fuerte por el bien de Lanzarote”. “Intentaremos hacer las cosas bien para que la gente vuelva a confiar. Si no, el PIL desaparecerá”, ha admitido durante una entrevista en Radio Lanzarote-Onda Cero. 

 

“No puse condiciones”


El cabeza de lista del PIL ha explicado que no puso “condiciones” para aceptar la oferta del partido. “Simplemente que se me dejara trabajar y que se dieran cuenta de que todos los compañeros del PIL tenemos derecho a opinión y a voto”, ha agregado.

Para Cabrera, “Fabián (Martín) hace una gran cesión” con su oferta. “Se va del Cabildo y me deja a mí al frente, cosa que yo jamás pensé”. Afirma que, además, le pidió “disculpas por los errores que se pudiesen haber cometido” y que en el partido le han permitido “cierta libertad” para elaborar las listas. “Es un reto que a nivel particular. Si uno no hubiera aceptado y se hubiera comprometido, probablemente después estaría toda mi vida echándome en cara que no tuve la valentía de intentarlo”, continúa.

“En cualquier caso, yo soy una persona independiente que participa en la política”, afirma. “Vaya uno donde vaya, las cosas que ve, hay cosas buenas y cosas malas, hay cosas que son mejorables. Y, bueno, en el PIL ya conozco lo malo, digamos; y uno quiere aportar su grano de arena a la política de Lanzarote”, ha argumentado. El candidato ha añadido, por otro lado, que tiene la “propuesta firme” de que las cosas cambiarán en el partido.

 

“Aunque uno vaya a Ciudadanos, a Podemos, se va a encontrar lo mismo”


El candidato del PIL ha hablado también de las nuevas fuerzas políticas que han emergido en el último año. “He decidido ir con el PIL otra vez porque, vaya donde vaya, voy a ver lo mismo bueno y lo mismo malo. Las cúpulas de los partidos quieren eternizarse, cuando uno está demasiado tiempo en política tiende a crear vicios, a querer manejarlo todo. Ha ocurrido en el PIL, por ejemplo, y está ocurriendo en todos los partidos”. 

Para Cabrera, “cada vez hay más buscavidas entrando en política” y “mucha gente que viene de salvador”. Y esto no excluye a las nuevas formaciones: “El mal está en el sistema, aunque uno vaya a Ciudadanos, a Podemos, se va a encontrar lo mismo”. 

“Si me voy a Ciudadanos igual me dan un buen sitio, igual puedo estar arriba. El problema no es ése, el problema es que tenemos todos la tendencia de coger vicios, todos los que participamos en política corremos el riesgo de coger vicios, de ser corruptos”, ha agregado el candidato. 

“El vicio está en el ser humano y lo pueden sufrir todas las personas”, opina. Por eso, cree que “tan mal están los partidos que ya estaban, como mal van a estar los que están llegando”. Para paliar esto, considera que hay que “ponerse unos límites temporales” para la permanencia en la política y que “la justicia tiene que funcionar con todas las de la ley”. 

Cabrera asegura que le “hubiera gustado un sistema de listas abiertas” para evitar “a lo mejor que a la sombra de un líder, a la sombra de un partido, se meta mucha gente que viene pensando en hacer el mal”. “Pero eso creo que me moriré y no lo voy a ver”, ha agregado. “Con lo cual, lo único que me queda no es otra que participar en política en un partido político e intentar hacer las cosas bien”. 

 

El acto de San Ginés en el Charco “se parece mucho a Venezuela”


El candidato del PIL ha asegurado que como político intentará “ser una persona de consenso” porque considera que “hay que llegar a acuerdos”. “Eso es lo que se ha perdido en esta legislatura, no se llega a acuerdo en las cosas importantes para Lanzarote”. 

Para Cabrera, el Cabildo es “poco transparente” y en él hay “muchas dificultades para quienes no conforman el grupo de Gobierno e incluso para quienes lo forman”. El candidato opina que esa falta de transparencia es “un mal endémico que sufren probablemente todas las instituciones de España”. 

“Ésas son las formas a las que se ha llegado en la política y algunos dicen que hay miedo de que llegue Podemos porque esto se puede convertir en Venezuela. El otro día vimos un acto en el Charco de San Ginés que ya se parece mucho a Venezuela”, sostiene. Cabrera cree que “esa forma de hacer política” es “dañina para la sociedad”. “Si esperamos ser una sociedad civilizada las cosas hay que hacerlas de otra manera”, agrega.

En cuanto a sus propuestas políticas, Cabrera cree que la “isla está en el mismo sitio que estaba” cuando abandonó la política. “Las cosas realmente importantes de cara al futuro siguen paralizadas”, ha afirmado, por lo que asegura que si tiene “la oportunidad de dirigir el Cabildo” intentará “ser un presidente de consenso, que sea capaz de llegar a los mínimos necesarios para la isla”. 

En esta sección
Comentarios