04/jun./2020

EL AYUNTAMIENTO “ACELERA” LOS TRÁMITES PARA REHABILITAR ESTE ESPACIO

La caída de un trozo del techo de Las Maretas de Teguise obliga a vallar la zona

El Ayuntamiento está “acelerando” los trámites para rehabilitar este espacio. El Consorcio de Aguas tenía previstos 80.000 euros este año para Las Maretas, y el Consistorio espera modificar el proyecto para reconstruir el techo…

La caída de un trozo del techo de Las Maretas de Teguise obliga a vallar la zona

FOTOS: Sergio Betancort

 

Las antiguas Maretas de Teguise llevan más de una semana con un vallado provisional, después de que el pasado lunes se cayera una parte del techo, dejando un “pequeño agujero” en la estructura. “Se cayó un poco y hemos tirado el resto para que no se destruyera”, ha explicado a La Voz el concejal de Seguridad y Obras Menores de Teguise, Eugenio Robayna.

El edil, que ha restado importancia a este episodio, ha asegurado que el Consistorio ya está trabajando en la rehabilitación de este espacio. “Tenemos dinero del Consejo Insular de Aguas para un proyecto de vallado y ahora se va a acelerar”, ha explicado el concejal. Sin embargo, antes tendrán que modificar el proyecto inicial, ya que ahora pretenden renunciar al vallado del recinto y usar esos fondos para cambiar el techo.

“Los técnicos ya se han puesto en marcha”, afirma el edil, que espera que se pueda acometer la obra antes de que termine 2014, ya que los presupuestos del Consejo Insular de Aguas contemplaban este año 80.000 euros para Las Maretas de La Villa. “Se está intentando cambiar el vallado por el techado y estamos pendientes de que el Consejo Insular de Aguas nos responda”, ha explicado.

De momento, el Ayuntamiento acometerá “con fondos propios” la obra para “tirar completamente el techo”, que “tenía más de 30 años”. Después, una vez que se construya el nuevo techo, Robayna apunta a la posibilidad de convocar un concurso de ideas. “Se podría buscar una solución alternativa, porque ahí se pueden hacer un montón de cosas”.

Con el vallado provisional de la zona hasta que se acometa la obra, se pretende impedir el acceso a una zona que en ocasiones era utilizada por niños y jóvenes. Ahora, un cartel advierte del “riesgo de derrumbe”. 

En esta sección
Comentarios