14/nov./2019

El IV Rallye Villa de Teguise termina con una contundente victoria de Toñín Sárez y Jorge Cedrés

Gran resultado también para Adrián Betancort-Jorge Umpiérrez, segundos con el Renault Megane
El IV Rallye Villa de Teguise termina con una contundente victoria de Toñín Sárez y Jorge Cedrés
IV Rallye Villa de Teguise - Trofeos

FOTOS: Sergio Betancort

 

Toñín Suárez-Jorge Cedrés han conseguido una clara y contundente victoria en el IV Rallye Villa de Teguise con su Porsche 911 GT3, pues salvo en el primer tramo de la noche de este viernes, a partir ir del segundo y a lo largo de toda la jornada de este sábado, han dominado sin problemas la prueba con los mejores tiempos en seis de los ocho tramos cronometrados disputados, cediendo solamente el scratch del último. Así, han cosechado un cómodo triunfo sin cometer riesgos con su competitiva montura y a falta de una competencia directa tras la prematura retirada de Aníbal Machín.

Este primer puesto cambia el desenlace final del Campeonato Insular de Lanzarote, que ahora se va a decidir en el “rallye grande” de Lanzarote a finales de noviembre. El CD Manguia Motor Sport llevó el peso de la organización con solvencia, con la especial colaboración del Ayuntamiento de Teguise y de la Federación de Las Palmas, contando con mucho público en buena parte del itinerario.

 

 

Gran carrera del segundo clasificado 


Fueron 53 segundos la diferencia conseguida por los de Porsche a lo largo de la prueba sobre los segundos clasificados, Adrián Betancort-Jorge Umpiérrez con el Renault Megane del grupo TA, un resultado inmejorable para ellos en circunstancias normales y corriendo a tope para no verse sorprendidos por el grupo aspirante a plazas de podio. Esta segunda plaza les permitirá luchar hasta el final por la mejor clasificación posible del certamen lanzaroteño.

IV Rallye Villa de Teguise  2019

Betancort se adjudicó el triunfo de la última edición del “Villa de Teguise” y en 2019 ha cosechado un segundo puesto que les coloca con un buen palmarés. Toñín Suárez por unas irregularidades en su montura perdía un triunfo claro el pasado año, por lo que ha podido sacarse “la espinita” volviendo a ser el más rápido por los tramos de Teguise, ganando seis de los ocho scratchs posibles, contra uno de Machín y dejando el último para el BMW  M3 de José Antonio Martín.

 

Scratch final para Martín


En ese último tramo, José Martín y Tanausú Barreto subían al tercer escalón del podio en el cómputo final del Villa de Teguise, favorecido por los problemas en el SEAT Ibiza de Suso Lemes-Ayose Barrera, que venían haciendo un gran rallye y manteniendo casi hasta el final ese tercer puesto, pero esos problemas mecánicos hicieron que pasara a las manos de los ocupantes del BMW M3, que esta temporada está sorprendiendo en más de una prueba con esta delicada y potente montura, rematando el rallye con ese scratch final.

La pérdida de tiempo de Suso Lemes solamente le hizo perder una posición y acabó cuarto de la general, a un minuto del podio. Por su parte, Jonás Rodríguez y Adrián Velázquez fueron quintos con otro SEAT Ibiza, seguidos a casi un minuto por Yacorá Betancort-Alejandro Tejera con el Opel Corsa, que por 11 segundos superaron en la general al Honda Civic de Alexander Barrios-Cristofer Rijo.

 

Sosa, el mejor de los Skoda


En la Copa Skoda Fabia dominio total de principio a fin de Javier Sosa-Kilian Camacho, aunque siempre por diferencias mínimas sobre sus perseguidores en cada uno de las especiales, logrando además una excelente octava posición en la general. El equipo de Alfredo Guerra-Gabriel Espino le secundó también durante todo el rallye, quedando a sólo seis segundos. La misma ventaja que les separó finalmente del tercer Skoda, el de Jesús Díaz-Aitor Cambeiro.

El rallye arrancó la noche del viernes noche con los dos primeros tramos cronometrados del rutómetro, compuesto por un total de ocho especiales. Esta primera parte del rallye tuvo de protagonista el tramo de Teseguite-Guatiza-El Mojón, con dos pasadas que ya dejaron como  líder destacado al Porsche de Toñín Suárez y Jorge Cedrés, autor del scratch en el TC2. En la general, ya sumaban 16 segundos de ventaja sobre los segundos clasificados provisionales, Suso Lemes-Ayose Barrera con SEAT Ibiza y 1,1 segundos más sobre el Renault Megane de Adrián Betancort-Jorge Umpiérrez, terceros en el teórico podio después de la sección nocturna de la prueba, que rápidamente cambio con la llegada del día.

 

Quince retirados


Los tramos de Los Valles-Guatiza por la mañana y Los Valles-Haría por la tarde, a triple pasada, fue el recorrido contra el crono que debieron superar los equipos en la jornada del sábado. Un itinerario que se hizo duro para varios equipos retirados, pues sólo 25 de los 40 equipos que tomaron la salida cruzaron la meta, entre ellos Javier Ciprés-Miguel Rodríguez reenganchados varias veces por las averías que sufrieron en el Renault Clio, pero sin dejarlo de intentar nunca. O el caso de Orlando Perdomo, que tuvo que abandonar a poco de la meta del último tramo.

La gran decepción a los aficionados se produjo con el actual líder del Campeonato de Lanzarote, Aníbal Machín, que después de imponerse por cinco segundos sobre Suárez en el TC1 y empezar de líder la noche, posteriormente debía retirarse por problemas en su Mitsubishi Lancer Evo en el transcurso del tramo de enlace, en un rallye donde sigue sin suerte.

El rallye finalizó en la tarde de este sábado en ambiente festivo con la popular entrega de trofeos en la Plaza de Los Valles, pueblo de Teguise, que un año más jugó un papel fundamental para el buen desarrollo del mismo, como el resto de localidades implicadas en los tramos como Guatiza, El Mojón, Teseguite y parte del municipio de Haría.

En esta sección
Comentarios