Un fin de semana "complicado" para la Policía en Arrecife: aglomeraciones y cinco intervenciones por fiestas

En el parque de La Vega se dilsolvió una concentración "de más de 30 jóvenes" pasadas las doce de la noche. "Nos hemos relajado y no debemos ir por ese camino", advierte el edil responsable del cuerpo policial

Archivo: Aglomeración de gente en el Charco de San Ginés durante la pandemia
Archivo: Aglomeración de gente en el Charco de San Ginés durante la pandemia

La Policía Local de Arrecife tuvo un fin de semana "muy complicado". Y es que, según ha confirmado el concejal responsable del cuerpo, José Alfredo Mendoza, fueron múltiples los incumplimientos ante la Covid que se registraron en la capital obligando a los agentes a intervenir: desde varias fiestas ilegales en viviendas y espacios públicos, hasta las aglomeraciones que se vieron en el Charco de San Ginés.

En el caso de las fiestas ilegales, Mendoza ha detallado que el sábado hubo hasta cinco actuaciones policiales. Además de la fiesta en un garaje de San Francisco Javier en la que fueron denunciadas 13 personas, también se intervino en Argana Alta, Altavista y en el parque de La Vega. En este último espacio, se disolvió una concentración "de más de 30 jóvenes" pasadas las doce de la noche. No obstante, "solo se pudo detener a una persona", porque cuando los agentes llegaron, los jóvenes "salieron corriendo". 

Con respecto a la fiesta en la que se intervino en Altavista, el concejal ha precisado que se denunció "a siete personas", pero que ha apuntado que la misma estaba teniendo lugar "dentro del interior de una vivienda" y que, al no poder acceder, no pudieron saber "el número total de personas que había". 

 

Aglomeraciones en el Charco de San Ginés 

No obstante, "lo más llamativo" del fin de semana fueron las aglomeraciones que se registraron en el Charco de San Ginés, tal y como ha apuntado el propio edil. Allí, calcula que podría haber "aproximadamente 1.000 personas", muchas de ellas sentadas en los muros en grupos de más de seis personas sin mascarilla y sin distancia, tal y como se puede comprobar en unas imágenes difundidas en las redes sociales. 

"No debemos ir por este camino", ha advertido Mendoza, que teme que se vuelva a registrar un repunte importante de contagios. Y es que, ha reconocido que los agentes "no dan a basto" para detectar y poder denunciar todos los incumplimientos y a la vez prestar otros servicios. 

De hecho, durante el fin de semana también se registró "un incidente" con una persona que vive en la calle en Arrecife, a la que se tuvo que detener y trasladar al Hospital Molina Orosa, lo que obligó "a tener a una pareja custodiándola" y que  mientras solo pudiera haber tres agentes en la calle y no cinco, según ha apuntado. 

En la tarde-noche del sábado, al incorporarse la USCI, fueron ocho los agentes que estuvieron prestando servicio. "Pero ocho o cinco agentes poco pueden hacer. Pasean, indican la situación y sancionan los casos más flagrantes, pero no pueden actuar de forma contundente, porque se les puede ir de madre y descontrolarse la situación cuando hay tantas personas", ha manifestado con respecto a las aglomeraciones registradas en el Charco de San Ginés. Además, ha indicado que los agentes también tuvieron que vigilar la zona de El Reducto, donde también había bastante gente en los bares. 

"Habíamos tenido un tiempo atrás donde había habido bastante orden, donde la gente estaba concienciada, pero ya llevamos un par de semanas donde hemos leventado e pie del acelerador y nos hemos relajado", ha señalado el concejal de Policía, que ha afirmado que aunque la mayoría de los que incumplen "son gente joven", los agentes se han encontrado "de todo" en sus actuaciones. Así, ha hecho de nuevo un llamamiento a la población para que se cumplan las medidas.

Además, ha señalado que "no se descarta" que la Policía Canaria regrese a la isla para ayudar en la vigilancia del cumplimiento de las medidas ante la Covid. 

 

Robo en el Castillo de San Gabriel 

Por otro lado, en relación al robo en el Castillo de San Gabriel registrado en la noche del viernes, el edil ha confirmado que "gracias a Dios" los asaltantes no se llevaron nada del patrimonio. "Solo se llevaron una tablet y un ordenador portátil que había para los dos informadores", ha precisado, apuntando no obstante que a ello hay que sumar los daños que se produjeron en la claraboya, por la que al parecer accedieron los ladrones. 

La investigación de dicho robo continúa y, según ha precisado, este lunes la Policía Judicial iba a desplazarse al castillo para la toma de huellas. 

LO MAS LEÍDO