20/Nov/2017

AFIRMA QUE SU GOBIERNO RENUNCIARÁ “A ALGÚN MATIZ” SI “ES NECESARIO”

Ezquiaga presenta el PIOL a la oposición y San Ginés promete un “plus de generosidad” para poder aprobarlo

El presidente da por hecho que no tendrá el respaldo de todos los grupos. “Pretender un cien por cien de consenso institucional equivaldría a renunciar a tener un nuevo planeamiento insular"

Imagen de la reunión celebrada este martes en el Cabildo.
Imagen de la reunión celebrada este martes en el Cabildo.
Ezquiaga presenta el PIOL a la oposición y San Ginés promete un “plus de generosidad” para poder aprobarlo

El director del equipo redactor del Plan Insular de Ordenación de Lanzarote, José María Ezquiaga, ha presentado este martes a los grupos políticos del Cabildo el documento propuesto para su aprobación inicial, defendiendo que contiene “un modelo territorial y unos objetivos que son bien conocidos y cuentan con un grado de respaldo mayoritario de los grupos políticos, muchos de los cuales han sido directores del Plan en algún momento de su ejercicio de gobierno en el Cabildo”. Pese al retraso que acumula la aprobación de este documento, que obligó incluso a firmar un nuevo contrato con Ezquiaga tras caducar el anterior, el urbanista sostiene que “en pocas ocasiones se ha “encontrado con que un modelo territorial tuviera tan alto grado de consenso”.

En similares términos se expresó el presidente de la Corporación, Pedro San Ginés, quien señaló que la revisión del PIOL “cuenta con un altísimo grado de consenso especialmente de las formaciones que estábamos presentes en el pasado mandato”, y recordó que el documento presentado hoy por Ezquiaga “está tal cual lo dejó el PSOE antes de abandonar la Consejería de Política Territorial y las otras áreas de gobierno”.

San Ginés añadió que la actual situación política obliga al grupo de gobierno “a un plus de generosidad a la hora de renunciar si es necesario a algún matiz o incluso a incorporar a algún aspecto con el que no estemos del todo de acuerdo”. Además, según señala el comunicado enviado por el Cabildo, el presidente “abandonó la reunión al poco de su inicio con el fin de que fueran las restantes fuerzas políticas, al margen de Coalición Canaria, las que debatieran con el director del equipo redactor el contenido del documento”. 

 

"Una de las grandes asignaturas pendientes de Lanzarote"


El presidente se mostró esperanzado en que “finalmente se cuente con un número suficiente de votos en el pleno para proceder a su aprobación inicial y así pueda comenzar de una vez el debate formal para que los vecinos, formaciones políticas, instituciones y agentes sociales y económicos tengan la oportunidad real de hacer alegaciones al mismo, porque pretender un cien por cien de consenso institucional equivaldría a renunciar a tener un nuevo planeamiento insular”.

Según San Ginés, la aprobación del PIOL es “una de las grandes asignaturas pendientes que tiene Lanzarote” y ha pedido que “esta vez sí, haya altura de miras suficiente para que nos demos una oportunidad y, sea éste u otro el gobierno, pueda aprobarse definitivamente el nuevo Plan Insular”.

Por su parte, José María Ezquiaga resaltó que “llevamos mucho tiempo” y que “ya no estamos discutiendo ni capacidad de carga ni techos turisticos, ni el enfoque de las actividades agroganaderas, todos estos aspectos han ido alcanzando un consenso grande con los sectores y luego con los ayuntamientos desde hace tiempo”. 

En este contexto añadió que “en los últimos meses hemos estado trabajando fundamentalmente en darle un encaje legal al documento, de tal manera que el que presentásemos hoy fuera consistente legalmente para que pudiera ser tramitado, y con ese fin hemos estado trabajando con los expertos jurídicos del Cabildo”. 

En esta sección
Comentarios