19/Ago/2017

SE TRATA DE UNA FASE PILOTO DEL PROYECTO AL QUE SE SUMARÁN OTROS MUNICIPIOS

El Cabildo, Arrecife, Haría, Teguise y Tinajo ultiman el paso a la Red Tributaria de Lanzarote

Los vecinos de Teguise, Tinajo y Haría podrán empezar a gestionar sus tributos a partir de este lunes a través del nuevo sistema que facilitará la realización de los trámites

El Cabildo, Arrecife, Haría, Teguise y Tinajo ultiman el paso a la Red Tributaria de Lanzarote

El Cabildo de Lanzarote, junto a los ayuntamientos de Arrecife, Tinajo, Teguise y Haría se preparan y ultiman todos los procesos para dar el salto definitivo a la Red Tributaria de Lanzarote y comenzar a trabajar de forma conjunta y coordinada en materia de gestión tributaria y recaudación. Según han informado desde el Cabildo, en esta primera fase piloto lo harán estos Tinajo, Haría y Teguise a partir de este mismo lunes 20 de marzo que arranca la red de forma inicial.

Este organismo autónomo fue impulsado en 2014 a través del Órgano de Gestión Tributaria del Cabildo de la Consejería de Hacienda y Contratación en coordinación con las Corporaciones locales que durante estos años se han ido sumando y adhiriendo al sistema.

Desde el Cabildo han indicado que se trata de una completa y moderna red insular para la gestión de los tributos que está preparada para dar cobertura a todos los ayuntamientos de la isla que deseen sumarse, e incluso para dar servicio a otras islas. Han recordado que en esta primera etapa, han unido sus esfuerzos, tanto materiales como de personal, cuatro consistorios y el Cabildo, que conjuntamente ofrecerán a los vecinos de Teguise, Tinajo, Haría y Arrecife beneficios y comodidades para que puedan recibir una mejor atención y servicio en la gestión eficiente y eficaz de sus tributos municipales.

 

Un único organismo autónomo y un único sistema informático


A partir de ahora serán gestionados desde un único organismo autónomo y un único sistema informático tributos tales como el IBI, la tasa por recogida de basuras, el impuesto sobre vehículos, el impuesto sobre incremento de valor de los terrenos urbanos. Desde el Cabildo han indicado que el organismo autónomo ha sido creado con el objetivo de mejorar la atención de este servicio y para ofrecer a los vecinos distintos beneficios ya que desde cualquier oficina de estas localidades, tanto física como virtual, podrán realizar todas las gestiones que tengan que ver con sus obligaciones tributarias en la isla de Lanzarote.

En este sentido han explicado que “un vecino de Teguise, Haría, Tinajo y Arrecife que disponga de varias propiedades en distintos municipios de la isla o tenga que gestionar el pago de distintos impuestos relacionados con varias localidades, no tendrá que desplazarse a cada uno de sus ayuntamientos para gestionar los pagos”. Con el nuevo sistema los podrá realizar todos a través de cualquier oficina de la Red Tributaria de Lanzarote, vía telemática e incluso gestionar algunos servicios vía telefónica. Está previsto que la Red Tributaria abra próximamente al público sus oficinas centrales en la capital. Abrirá igualmente oficinas de atención al ciudadano en todos los municipios adheridos, incluyendo el núcleo turístico de Costa Teguise y otra nueva oficina que tendrá carácter itinerante en La Graciosa.

Asimismo, a través de esta red se facilitará a los ciudadanos y a las empresas planes personalizados de pago o los llamados 'planes a la carta', con posibilidad incluso de realizar y aplazar los pagos de sus tributos municipales hasta en doce meses. Las bonificaciones por domiciliación se incrementarán, en algunos casos, hasta alcanzar el 5%, beneficiándose así los vecinos de importantes ventajas y reducciones que hasta el momento no tenían en algunos municipios.

 

Autonomía impositiva


No obstante, los ayuntamientos conservarán su autonomía impositiva, así como sus propias figuras tributarias en cuanto a tasas y precios públicos. La red sólo canalizará y gestionará la recaudación y los pagos del contribuyente, siendo los ayuntamientos los que seguirán estableciendo los precios y tasas públicas que por estos impuestos tiene que abonar el ciudadano.

Por otra parte, desde el Cabildo han señalado que entre las primeras y más importantes medidas adoptadas se va a modernizar el sistema de pagos. De esta forma los contribuyentes de estos municipios podrán pagar sus impuestos incluso a través de tarjeta de crédito, pago on-line en la Oficina Virtual y páginas web de los Ayuntamientos, así como en la ventanilla de determinadas entidades bancarias. La habilitación de la Oficina Virtual facilitará a los contribuyentes no residentes de la Isla la realización de cualquier trámite tributario o recaudatorio a través de internet. Se estima además que este sistema o red tributaria insular supondrá además un ahorro de más del 50 por ciento del papel que se consume en la actualidad en las administraciones.

Entre otros cambios, para garantizar la transparencia en la gestión recaudatoria y la propia seguridad de los ciudadanos que eviten llevar cantidades elevadas de efectivo se elimina la posibilidad de realizar los pagos en efectivo. De hecho a partir de este lunes en los municipios de Haría, Teguise y Tinajo, que comenzarán a operar a través de la Red Tributaria ya no se podrá pagar en efectivo. Se trata además de una imposición legal a nivel estatal, en consonancia con otras medidas de la misma índole para la prevención del fraude fiscal.

 

Anticipos mensuales de ingresos


Entre otras ventajas, los ayuntamientos también se verán beneficiados y por consiguiente los ciudadanos. La red posibilitará un sistema de anticipos mensuales de ingresos, de hasta el 90% de la recaudación del año anterior que será regularizada a final del ejercicio, lo que les permitirá disponer de liquidez mensual sin necesidad de concertar operaciones de tesorería que les computen como deuda. Desde el Cabildo han apuntado en este sentido que si la administración local dispone de mayor liquidez podrá destinar dichos recursos a otras actuaciones para mejorar las prestaciones e inversiones en sus respectivos municipios.

Todo ello, tiene el objetivo de beneficiar al ciudadano en la atención, gestión y pago de sus obligaciones tributarias, con el fin también de mejorar la eficiencia y eficacia recaudatoria y evitar el fraude fiscal.

“Si todos pagamos y cumplimos con nuestras obligaciones, todos nos beneficiamos, mejoran los servicios que prestan las administraciones y los ayuntamientos podrían incluso -a medio y largo plazo- reducir la cuantía de las contribuciones y otros impuestos que tienen establecido, al mejorar el sistema y la recaudación. Es decir, si todos pagamos y entre todos evitamos el fraude, podríamos pagar menos”, ha apuntado el consejero de Hacienda, Luis Arráez. 

En esta sección
Comentarios